Roglic, victoria y podium en la última gran etapa del Tour de Francia

Roglic en su victoria en la decimonovena etapa
Roglic en su victoria en la decimonovena etapa
EFE

Primoz Roglic se ha llevado la decimonovena etapa del Tour de Francia con ascensión al Tourmalet. El esloveno, además, consigue doble premio al desbancar a un errático Chris Froome de la tercera posición en la clasificación general.

Tres puertos míticos entre Lourdes y Laruns esperaban para castigar por última vez las piernas de los ciclistas: El primero, Col d'Aspin, de 1ª categoría, descolgó a Sagan nada más comenzar y centró las miradas en los valientes de siempre. Mikel Nieve, Gorka Izagirre, Adam Yates, Julian Alaphilippe, Sylvain Chavanel... marcharon en cabeza para mover un poco la carrera. Coronó el francés los 13,5 km de ascensión para sumar más puntos a un mallot de la montaña que ya era suyo.

Pero la lucha no era esa. Más de tres minutos de diferencia con un pelotón que solo preocupaba a Katusha (buena etapa para buscar la victoria con Zakarin) sacó cabeza de carrera antes de la ascensión al Tourmalet. Cuanta más distancia mejor, pues los ataques en el puerto más visitado de la historia del tour nunca tardan en llegar. Y así fue. Mikel Landa prendió la mecha para poner nervioso a Sky y Bardet y Zakarin olieron la sangre. El vasco quería sacar del pódium a un Froome que no tenía fuerzas ni para ayudar a Geraint Thomas y sus dos acompañantes querían también su parte del pastel.

Coronó de nuevo Alaphilippe y arrancó segundo de la general Landa en la ascensión del Col d'Aubisque. El pódium era el objetivo y el vasco probó en la falda de la ascensión. Le siguieron Majka y Bardet. Se agarraba a la parte baja del manillar el vasco para coronar Soulor, la primera parte de la ascensión al Aubisque, con Geraint Thomas a medio minuto y con un Froome que finalmente consiguió conectar con el grupo de Izaguirre gracias al gran trabajo de Egan Bernal.

Se acababan las esperanzas para Landa. Sus perseguidores, con Thomas y Froome a la cabeza, neutralizaron su valentía a kilómetro y medio de coronar. Se escapaba Majka en busca, que no es poco, de la victoria y en la bajada, de nuevo un descolgado Froome, conseguía volver a rengancharse con el grupo de cabeza. Cazado el polaco, Roglic se la jugó en el descenso para sacar los 16 segundos que le meterían tercero en la clasificación general y de nuevo el británico no constestó. No tenía fuerzas para sostener su puesto en el podium y Roglic consiguió su doble premio. Victoria de etapa y, de momento, descorchará el champán en París el próximo domingo.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento