Mikel Rico y Rafinha
Mikel Rico, del Athletic, chuta un balón con la oposición de Rafinha, del Celta. EFE

El Getafe deberá resolver en el Coliseum su eliminatoria de dieciseisavos de final de la Copa del Rey tras empatar ante el Girona, de Segunda División (1-1), mientras que el Recreativo de Huelva se impuso al Levante (1-0) gracias a un gol 'in extremis' de Ruymán.

El cuadro azulón, finalista en las ediciones de 2007 y 2008, no pudo pasar del empate en Montilivi, que presentó unas gradas desangeladas. Lejos de la ilusión que genera la Copa en los clubes más humildes, en partidos donde la diferencia de categoría es menor o no existe, el público no corresponde.

En esta ocasión, el Geta fue incapaz de evidenciar el escalón que le separa del cuadro catalán, sobre todo tras un inicio en el que los pupilos de Ricardo Rodríguez consiguieron adelantarse con un soberbio tanto de Timor, de libre directo. El 1-0 despertó a los azulones, que pronto darían respuesta.

Diez minutos antes de enfilar el túnel de vestuarios, el rumano Ciprian Marica enganchó una tijera que supuso el definitivo 1-1. Un resultado que obliga a decidir la eliminatoria el próximo 19 de diciembre en el coso de los getafenses.

En Balaídos, el Celta dio continuidad a su buen momento tras imponerse al Athletic Club (1-0) gracias a un tanto de Santa Mina. El joven celtiña, que cumplió este sábado la mayoría de edad, aprovechó un error de Iago Herrerín para marcar a puerta vacía a 20 minutos para el final.

Un triunfo, el segundo consecutivo de los celtiñas tras la victoria en Liga frente al Almería, que da ventaja a los pupilos de Luis Enrique para viajar a San Mamés con algo de renta. Los 'leones', que hicieron una buena primera mitad, se desinflaron en los segundos 54 minutos.

Con más agonía venció el Recreativo de Huelva, segundo en la Liga Adelante, al Levante (1-0) de Joaquín Caparrós. Un gol de Ruymán al borde del minuto 90 permitió salir victorioso al equipo de Sergi Barjuán, que viajará al Ciudad de Valencia con muchas posibilidades de seguir con vida en la competición del 'k.o.'