Los mecánicos de Renault atienden a Fernando Alonso en Montmeló
Los mecánicos de Renault atienden a Fernando Alonso en Montmeló (REUTERS) Albert Gea / REUTERS

Renault trabaja de forma constante en la mejora del R28, para que el monoplaza pueda ser todo lo competitivo que le gustaría a Fernando Alonso de cara al comienzo del Mundial, el próximo 16 de marzo.

El R28 apenas ha mejorado desde su debut en pista, y eso preocupa al asturiano y a toda la escudería de Renault. Ahora mismo es el cuarto coche de la parrilla.

El problema de origen está en las suspensiones

Por ello, la escudería francesa tiene un plan para mejorar medio segundo por vuelta y acercarse así al podio.

Según informa el diario As, Alonso y Renault saben que el problema de origen está en las suspensiones. El nuevo monoplaza ha perdido, respecto al R27, algunas virtudes, como una capacidad de tracción superior.

La escudería francesa trabaja a fondo en una suspensión que pueda ser clave. Según el periódico madrileño, se trata de un sistema similar al que estrenó McLaren el año pasado y que tan buen resultado le dio en calificación y a la salida de las curvas lentas. Ferrari tiene una geometría similar en su F2008 y su efecto es parecido al que se lograba con los prohibidos mass damper.

También quieren realizar algunos cambios aerodinámicos. Se está intentando limitar el subviraje congénito que perjudica la agilidad del coche.

Se ensayó con un nuevo morro -sin mucho éxito-, ahora se prueban soluciones en el túnel del viento... Todo lo que esté en la mano de Renault para que Alonso no pierda su fe en la escudería.