Flavio Briatore
Flavio Briatore, en una instantánea cuando dirigía al equipo Renault. ARCHIVO

Renault quiere amortiguar el daño causado por el caso 'Singapur 2008'. Por ello, se intenta minimizar las consecuencias por la supuesta ilegalidad que protagonizó Renault durante aquel gran premio.

Una de ellas sería la expulsión de la Fórmula 1. Según el diario As, fuentes del equipo francés aseguran que se ha llegado ya a un pacto entre la FIA y Renault. Todo, eso sí, pasaría por el adiós de Flavio Briatore.

Desde la escudería del rombo se cree que se saciarían así las ganas que tiene Max Mosley, que aún dirige el máximo organismo de la F-1, de encontrar un culpable.

El diario deportivo asegura que el preferido para sustituir a Briatore es Frederic Vasseur, jefe del exitoso equipo ART y que acaba de ganar la GP2.