Sergi Guardiola y David García
Sergi Guardiola protege el balón ante David García. EFE

Como Anoeta un día antes, el José Zorrilla estrenó su nueva cara en la cuarta jornada de LaLiga. No lo pudo hacer con victoria del Real Valladolid, ya que Osasuna lo evitó en los minutos finales y aún pudo llevarse la victoria.

Los dos goles llegaron en la segunda parte. Hervías, que acababa de entrar el campo para reaparecer tras una dura lesión, lanzó un soberbio libre directo que cayó a plomo sobre la meta de Rubén, que no pudo hacer nada.

A falta de ocho minutos, otro recién entrado, Robert Ibáñez, apareció en el área para rematar un centro desde la derecha e igualar el marcador. En el descuento, Chimy Ávila dispuso de una gran ocasión, pero Masip salvó a su equipo con un paradón.