Emilio Butragueño
Emilio Butragueño, director de relaciones institucionales del Real Madrid. ARCHIVO

Emilio Butragueño, director de Relaciones Institucionales del Real Madrid, consideró que los jugadores de Jose Mourinho habían estado "un poquito ansiosos" en los últimos metros, lo que pudo influir en el 0-0 contra el Valencia que reduce a cuatro puntos la ventaja sobre el Barcelona.

Butragueño, quien admitió que no esperaban este tropiezo, consideró que ese ansia "por querer marcar" también se notó en la precipitación en el último pase, así como ensalzó la labor del meta valencianista Vicente Guaita, del que aseguró que hizo un "partido soberbio".

Tras insistir en la precipitación y en la falta de fluidez, comentó que el Valencia cuajó un buen encuentro, en el que tuvo sus ocasiones, y recordó que también Iker Casillas tuvo "tres intervenciones brillantes".

Butragueño recordó que el miércoles, en el derbi ante el Atlético de Madrid en el Vicente Calderón, el Real Madrid tiene "otra final". "Hay que seguir, no contábamos con ello (el empate) pero sabíamos que podía suceder", dijo en declaraciones a Canal Plus.

"Nuestro calendario, sobre todo fuera de casa, es muy difícil, pero es el momento de demostrar nuestra capacidad", afirmó el dirigente madridista, quien advirtió que el equipo de Mourinho ya sacó con nota el teórico difícil desplazamiento a Pamplona.

"El miércoles tenemos que ir a ganar al Vicente Calderón, sabiendo que nos enfrentaremos a un rival muy motivado que ha crecido mucho con Simeone en el banquillo", apostilló.

"Seguimos teniendo ventaja, ahora de cuatro puntos, y el partido del miércoles va a ser fundamental para retomar el aire y que el equipo se de un impulso anímico. Es muy importante. Luego vienen el Sporting y el Bayern. Es un mes terrible, pero a la vez muy ilusionante. Para los jugadores es maravilloso jugar este tipo de partidos", manifestó.