El Madrid logra ante el Tenerife la victoria más sufrida del año

  • Los blancos acusan su falta de tensión y tiran de lucha para ganar.
  • El Barça vence en Málaga y se afianza en la tercera posición.
Llull, en un mmento del partido.
Llull, en un mmento del partido.
EFE

El Real Madrid sufrió como nunca para ganar al Iberostar Tenerife, en el triunfo (87-76) más sufrido de lo que va la temporada.

Los blancos acusaron la falta de tensión y el cansancio acumulado y se tuvieron que emplear a fondo para derrotar a los canarios, que a punto estuvieron de aprovecharse de las circunstancias.

La inacción del Real Madrid ante el Partizán, el pasado viernes en la Euroliga, tuvo una clara continuidad ante el Tenerife, sobre todo en la primera mitad del partido. En la segunda, Laso tuvo que echar mano de la magia de Sergio Rodríguez y de la garra y la lucha pajo los aros de Slaugther y de Reyes, que fue el mejor de los blancos (18 puntos, 4 rebotes y 27 de valoración). Desde el principio, el partido se le retorció al Real Madrid, incluso con decisiones arbitrales protestadas desde la grada.

Con pocos triples, pocos espacios para correr, poco afán defensivo y un rival peleón, el Madrid salvó una pírrica ventaja al descanso, 41-40, de milagro.

¿Viejos fantasmas?

El fantasma de la mayor derrota sufrida por el Real Madrid el año pasado, el 83-96 que consiguió el Tenerife en su visita del año pasado, empezó a tomar cuerpo. Los de Laso perdían al término del tercer cuarto y, por primera vez en la temporada, el Madrid no saldría a especular sino a luchar para intentar ganar. Y así fue. La calidad individual jugó un importante papel y el Madrid demostró que también sabe sufrir para ganar. Y ya van 21.

Ficha técnica:

87 - Real Madrid (21+20+13+33): Rudy (4), Mirotic (9), Darden (5), Llull (20) y Bourousis (5) -equipo inicial-, Reyes (18), Rodríguez (22), Slaughter (2), Díez (2) y Mejri.

76 - Ibeorstar Tenerife (16+24+19+17): Gutiérrez (15), Richotti (7), Úriz (12), Rost y Sikma (10) -equipo inicial-, Niang, Bivia (2), Heras (7), Rodríguez, Chagoyen (4), Fajardo (4) y Blanco (15).

El Barça, tercero

El Barcelona ganó en Málaga por 69-74 a Unicaja en un partido de tremenda igualdad que sentenció un triple postrero del escolta estadounidense Brad Oleson, a falta de nueve segundos para el final y con 69-71 en el electrónico, un triunfo sufrido que afianza a los azulgrana en la tercera posición.

El conjunto malagueño, que llevaba tres victorias seguidas y estaba empatado a catorce triunfos con el catalán, luchaba por conquistar esa tercera plaza y tuvo opciones de llevarse el encuentro, pero desperdició varios ataques ganadores en el tramo final de un choque emocionante y que tuvo muchas alternativas.

La igualdad presidió todo el partido y ya se vio desde el primer cuarto (19-18, m.10), con dos jugadores especialmente motivados y muy efectivos como el escolta estadounidense del Unicaja Ryan Toolson, que anotó ocho puntos en este periodo, y el ala-pívot culé Erazem Lorbek, con cuatro puntos.

El intercambio de canastas fue la tónica dominante, con una gran efectividad de los tiradores de ambos conjuntos desde la línea de triples. un último cuarto eléctrico, en el que los tiradores de los dos equipos fueron los protagonistas, en especial el alero del Unicaja Carlos Suárez, quien cogió el mando con diez puntos consecutivos.

Pero la dirección de Sada y el triple de Oleson amarraron el triunfo culé en el Martín Carpena malagueño.

Ficha técnica:

69 - Unicaja (19+17+15+18): Granger (11), Toolson (10), Suárez (15), Sabonis (4), Stimac (9) -cinco inicial-, Caner-Medley (9), Vázquez (4), Dragic (2), Calloway (-), Kuzminskas (5) y Urtasun (-).

74 - FC Barcelona (18+18+15+23): Huertas (2), Navarro (9), Papanikolau (5), Lorbek (8), Tomic (8) -cinco inicial-, Nachbar (8), Oleson (11), Pullen (5), Dorsey (8), Abrines (-) y Sada (10).

Mostrar comentarios

Códigos Descuento