Llull y Reyes
Sergio Llull y Felipe Reyes, con la Euroliga conquistada por el Real Madrid en Belgrado. EFE

En sólo siete días, el Real Madrid ha conseguido lo que no se había visto en toda la historia del deporte europeo: ser campeón de Europa en fútbol y baloncesto la misma temporada.

El pasado domingo, los blancos conquistaron la Euroliga de baloncesto en la Final Four de Belgrado, al derrotar en la final al Fenerbahçe (85-80). El capitán, Felipe Reyes, recogió el trofeo junto a una de las grandes estrellas del equipo, Sergio Llull. Era la décima victoria del equipo blanco en la máxima competición continental de la canasta,

Menos de una semana después, ha sido Sergio Ramos quien ha recogido la decimotercera Copa de Europa, séptima bajo la denominación de Champions League. Lo ha conseguido derrotando al Liverpool (3-1) en la final de la Champions League en Kiev, con un gol de Benzema y dos de Bale.

A la cuarta fue la vencida

Ningún otro club en la historia había tenido la oportunidad de ser campeón de Europa en fútbol y baloncesto en el mismo año. El Real Madrid tuvo tres ocasiones de hacerlo hasta ahora, pero no lo logró. En 1962, perdió la final en baloncesto con el Dinamo Tbilisi y en fútbol con el Benfica. Dos años después, ganó en baloncesto ante el Spartak de Brno pero falló en fútbol ante el Inter.

Tuvo que pasar medio siglo para una nueva oportunidad. En 2014 cambiaron los papeles y triunfó el fútbol (la décima, en Lisboa) pero no el baloncesto, que perdió a manos del Maccabi Tel Aviv.