La pegada pudo con el toque. El Real Madrid conquistó su decimonoveno título copero al derrotar en la final de Mestalla al Barça en un partido donde la pegada y el contragolpe de los blancos se impusieron a la tibia asociación de un Barça muy lejos de laureles pasados. Un choque donde se adelantaron los de Ancelotti a los once minutos de juego mediante Di María, igualó para los azulgranas Bartra en un saque de esquina y sentenció, a seis minutos de final, Gareth Bale tras una gran galopada. Neymar, el otro fichaje multimillonario en liza, mando un balón al poste en el último minuto.  Los dos últimos títulos coperos del Madrid han llegado ante el gran rival y en el mismo estadio.

Los culés pusieron la posesión, pero los blancos disfrutaron del peligro

El temprano tanto de di María, más allá de un posible fuera de juego del argentino, consolidó a un Madrid eléctrico al contragolpe, un gol en contra que no espoleó a un Barça desconocido, ahogado en su toque e incapaz de leer la final. Los culés pusieron la posesión, pero los blancos disfrutaron del peligro. La primera gran circulación del Barça no llegó hasta el minuto 10 y otros diez minutos más tardó en aparecer un desenchufado Messi. Para entonces el Madrid ya había asustado al Barça con su presión (Isco vería tarjeta a los dos minutos) y con dos ocasiones de Gareth Bale.  Dani Alves, nefasto en labores defensivas, fue un colaborador necesario en los bocados blancos: influyó directamente en el primer tanto y también tuvo su peso en el segundo.

Una deriva de tensión entre Pepe y Neymar, bien resuelta por Mateu Lahoz, frenó todo conato de revolución y mantuvo el partido en un ejercicio de pugna y tensión sin grandes escándalos. Porque esto es fútbol, aunque lo edulcoren con mil y un temas extraños. Tocaba el Barça, pero no podía hilvanar tres pases seguidos y carecía de velocidad, necesaria para darle pimienta a tanto toque.  Y sus ocasiones, relativas e intermitentes, apenas surgidas de servicios desde las bandas.

Sus estrellas no estaban. A pase de Alves, Jordi Alba mandó un balón a las manos de Casillas (min 22) y al minuto, tras la única acción de Iniesta y un barullo en el área, mandó un disparo muy desviado. Enfrente, el Madrid esperaba bien protegido y apenas necesitaba tres toques para crear peligro, porque Isco, Bale y Benzema no bajaban mucho. Eso no lo vio el Barça. O no lo pudo ver. Alba, que al descanso fue sustituido por una lesión en el bíceps femoral de su pierna derecha, evitó el 0-2 en un disparo de Isco. Y Benzema, al filo de la pausa, marró otra ocasión clara nacida en apenas tres asociaciones.

Alba fue sustituido por una lesión en el bíceps femoral de su pierna derecha

La segunda parte mostró de inicio el mismo despliegue, con una ocasión de Bale (mi 48) que el galés marró y, novedad, una aparición de Messi (min 49): fue una falta en la frontal y la mandó altísima. De nuevo Bale, tras un mal despeje de Sergio Busquets con otros dos defensores culés en plan estático, tanteó al Barça: su disparo se marchó alto. Benzema, con una ocasión ante Pinto (min 61) y un balón al poste (min 66), así como un gol de Bale anulado (min 67) prolongó la sensación de que la Copa era madridista. Entre medias, sin embargo, Bartra avisó a Casillas con un disparo más potente que colocado (min 64).

Fue Bartra el que revolucionó al Barça con un tanto de cabeza en el minuto 69. En un saque de esquina apareció el central, quien jugó tras ser duda y fue de lo mejorcito en sus filas, y aprovechó el que era el segundo remate del Barça entre los tres palos de todo el partido. Un tanto que sacó temporalmente al Madrid de la pelea. Los acercamientos culés se sucedieron, pero sus carencias ahí estaban. Jugó con fuego el Madrid reculando sobre su portería. Eran minutos para sufrir y esperar al contragolpe. En el minuto 80 llegó un disparo lejano de Modric, que mandó el balón al poste; aunque respondió Adriano con otro que repelió bien Casillas (min 83). Y en otra jugada donde Messi no presiona y Alves está fuera de su posición, aparece Bale, se marcha en una escorada carrera de 50 metros, doblega a Bartra y bate a Pinto. Delirio en Mestalla que estuvo a punto de frustrar Neymar, con un disparo que se fue al palo y, tras un rebote, a las manos de Casillas.

Ficha técnica

1 – FC Barcelona: Pinto; Alves, Mascherano, Bartra (Alexis Sánchez, min 86), Jordi Alba (Adriano, min 46); Sergio Busquets, Xavi, Iniesta; Neymar, Cesc Fábregas (Pedro Rodríguez, min 59) y Messi.

2 - Real Madrid: Casillas; Carvajal, Ramos, Pepe, Coentrao; Xabi Alonso, Modric, Di María (Illarramendi, min 86); Isco (Casemiro, min 88), Benzema (Varane, min 89) y Bale.

Goles: 0-1 (min 11): Di María concreta un rápido contragolpe del Madrid. 1-1 (min 69): Marc Bartra, de cabeza tras un saque de esquina; 1-2 (min 84): Bale, tras una gran jugada personal.

Árbitro: Mateu Lahoz (Col. Valenciano). Primera final de Copa pitada por él. Mostró cartulina amarilla a Isco (minuto 2), Neymar (min 17), Pepe (min 17), Mascherano (min 52), Xabi Alonso (min 87).

Incidencias: final de la Copa del Rey de fútbol 2013-14 disputada en el estadio de Mestalla (Valencia). Lleno. Décima final copera disputada en el feudo del Valencia Club de Fútbol.

Encuesta

¿Se encuentra el Barcelona ante un cambio de ciclo?

Sí,  el Barça ya no es lo que era. Necesita renovarse.
82,27 % (1471 votos)
No, es solo un tropiezo para el Barça. Todavía puede ganar la Liga.
17,73 % (317 votos)