Lesión de Arda Turan
El centrocampista turco del Atlético de Madrid Arda Turan es ayudado tras lesionarse durante el partido correspondiente a la trigésimo octava jornada de Liga. ANDREU DALMAU / EFE

El Real Madrid y el Atlético comenzaron a preparar este lunes la gran final de la Champions League que les enfrentará el próximo sábado en Lisboa y en el retorno al trabajo, más allá de la resaca aún duradera del décimo título liguero rojiblanco, todas las miradas estaban puestas en las dudas que manejan los técnicos Carlo Ancelotti y Diego Pablo Simeone.

Xabi Alonso, sancionado, y Diego Costa, lesionado, son los únicos jugadores que con seguridad se perderán la finalDudas, en todos los casos, insignes y notorias; y un par de certezas en este apartado, una por contendiente. Primero, Xabi Alonso, quien no podrá jugar esa final por acumulación de amonestaciones y su paisano donostiarra Illarramendi, tal y como adelantó Ancelotti días atrás, será su sustituto. "Illarramendi no va a ganar la Champions él solo, la final la juegan once jugadores", relativizaba este lunes el exjugador Rubén de la Red.

Segundo, Diego Costa. El Atlético confirmó ayer que el jugador sufre una lesión muscular de grado I en el bíceps femoral del muslo derecho y, aunque se limitó a señalar que queda "pendiente de evolución", el plazo habitual de recuperación de este tipo de dolencias le aleja de Lisboa.Pavón, excentral blanco, realzó este lunes su importancia en las filas del Atlético: "Es un jugador que además de su capacidad goleadora, para los defensas es un auténtico calvario. Se mueve muchísimo, pelea todos los balones, a su equipo le da muchísimo desahogo. Si no juega, el Atlético pierde pegada y empuje".

El Real Madrid maneja más incertidumbres que el Atlético, pero quizá las de los rojiblancos, especialmente una, "presentan" un peor aspecto. Cristiano Ronaldo, Pepe y Benzema son los jugadores observados con lupa en la Casa Blanca.Arda Turan, por su parte, recaban muchas atenciones dentro de la entidad del Manzanares, una vez que fue descartado el de Lagarto. "Un jugador no hace un equipo. Hay jugadores más o menos importantes, pero no definitivos", proclama el exmadridista Rafael Martín Vázquez.

Los nombres propios de la enfermería

Arda Turan. El centrocampista turco redondeó la "mala fortuna" del Atlético en el arranque de su visita al Barcelona porque en un lance del juego cayó mal y sufrió un fortísimo dolor en la cadera. El otomano trató de seguir sobre el césped, pero acabó cediendo ante la intensidad de un dolor que, en términos médicos, se concretó en un traumatismo en la cresta iliaca derecha. En principio se cuenta con él para el partido porque el período de recuperación no iba a ir más allá de los tres días y este pasado domingo, en las celebraciones por el título liguero, parecía bastante recuperado.

Pepe. El defensa central del Real Madrid, que se lesionó en los últimos minutos del compromiso contra el Real Valladolid, disputado el 7 de mayo después de que en su día fuera aplazado. Un par de jornadas después se confirmó que el portugués de origen brasileño sufría una lesión muscular en el sóleo de su pierna izquierda, dolencia que exige un período mínimo de recuperación  de 15 días. Por días y plazos no estaba descartado, aunque llegase un poco justo. De momento, aunque sin el alta, comienza a ejercitarse con más intensidad y, a priori, podría ejercer de central junto a Sergio Ramos.

Cristiano Ronaldo. Aunque un sector del madridismo no terminaba de ver claro que el portugués, sin nada en juego para la entidad, jugase en Cornellá-El Prat solo por afán de lograr de la Bota de Oro en solitario, lo cierto es que el luso les acabó dando la razón a sus dudas cuando pasó del once a la grada tras sentir unas molestias en el calentamiento previo a disputar el compromiso contra el RCD Espanyol. Curiosamente el técnico Carlo Ancelotti había defendido horas antes que se encontraba en perfectas condiciones para jugar.

Benzema. El delantero del Real Madrid fue una de las malas noticias que dejó el partido contra el Espanyol. El galo fue sustituido en el minuto 66 de partido por unas molestias en los aductores en el minuto 66. Carlo Ancelotti relativizó la problemática y defendió en la rueda de prensa posterior que tanto el francés como Cristiano e incluso Pepe estarían listos para disputar la final. Una hipotética ausencia del internacional francés sería reemplazada por el canterano Álvaro Morata.