Los ecos de la polémica por el arbitraje de Turienzo Álvarez en el Racing de Santander-Real Madrid lejos de apagarse se recrudecen.

El lunes el árbitro del encuentro, Turienzo Álvarez, presentó una denuncia por recibir amenazas teléfonicas en su domicilio.

"No sé la definición de verdugo pero yo no he matado a nadie", declaró el lunes en los micrófonos de Punto Radio.

Se ha pasado la línea del respeto no ya al colectivo arbitral, sino a las personas

La polémica no acaba ahí. Otro colegiado de Primera División, Iturralde González, no se mordió la la lengua y en Radio Marca echó más leña al fuego.

"Igual el Madrid no pierde la Liga por los árbitros y sí por no traer a Robben y Kaká".

Iturralde estaba muy enfadado: "Se ha pasado la línea del respeto no ya al colectivo arbitral, sino a las personas".

"La Primera División no es un deporte, es un negocio donde todo vale y el 'fair-play', por supuesto, no existe", añadió Iturralde.

Turienzo: "He sido honrado"

Turienzo concedió una entrevista a Punto Radio en la que confesó que lo está pasando fatal.

"Tengo un sentimiento un tanto extraño. Tan sólo estamos hablando de fútbol... Me siento un tanto desprotegido y amenazado. Lo digo porque en mi casa se han recibido más de 50 llamadas telefónicas amenazándome, a mí y a mi familia, de muerte. Me gusta ser árbitro, y lo hago con honradez y dignidad, pero yo tengo una familia, y es duro", declaró el colegiado durante una entrevista concedida a la emisora Punto Radio.

Turienzo Álvarez comentó que no siente miedo por sí mismo sino por su familia. "Tengo una niña de 6 años que ayer volvió llorando del parque. Mi hija me dice: 'Los niños me dicen que he fastidiado al Madrid'... y a mí se me cae el alma al suelo", agregó al tiempo que confirmó que tiene "guardados varios números" a partir de las llamadas recibidas.

Respecto a si la prensa tiene parte de culpa en lo que le está ocurriendo, el árbitro comentó que, afortunadamente, España es "un país democrático donde hay libertad de expresión", aunque expresó su deseo de "buscar un límite".

No hay ninguna cosa rara: hay errores

"No quiero señalar culpables en concreto, pero a mí me ha dolido mucho una portada del domingo. Me he visto señalado en una diana, con un mensaje: 'A por él'. Creo que no es justo. No sé la definición de verdugo en el diccionario, pero yo no he ajusticiado a nadie. He sido honrado y he hecho lo que en conciencia creía que tenía que hacer, y he aplicado el reglamento", recordó Javier Turienzo Álvarez en la misma entrevista.

El árbitro también hizo referencia a las declaraciones de Pedja Mijatovic, director deportivo del Real Madrid, tras el partido, en las que comentó que estaban pasando cosas muy raras: "No hay ninguna cosa rara. Hay errores. Todos los cometen: los jugadores, los directivos, los árbitros".

Encuesta

¿Están perjudicando los árbitros al Real Madrid?

44,59 % (1129 votos)
No
55,41 % (1403 votos)