Keylor Navas
Keylor Navas recibiendo el premio a mejor portero de la pasada edición de la Champions League EFE

Los finalistas a las diferentes disciplinas de los premios The Best están generando bastante polémica. La de mejor jugador, en la que no están ni Leo Messi ni Antoine Griezmann -sí ha acabado entrando Mohamed Salah a pesar de no haber ganado ningún titulo en 2018-, está despertando bastantes críticas, aunque no menos sorprendente es la terna de candidatos a mejor portero.

Uno entre Thibaut Courtois, Hugo Lloris y Kasper Schmeichel se hará con el trofeo, llamando especialmente la atención la entrada del guardameta danés, más allá de que hiciera un buen Mundial. Sin embargo, el Leicester City hizo una Premier League discreta, y de hecho Dinamarca, en Rusia 2018, no pasó de los octavos de final.

Courtois jugó un excelso Mundial, aunque es cierto que el Chelsea no fue capaz de quedar entre los cuatro primeros en la Premier League, mientras que Hugo Lloris sí tiene el argumento incontestable de haber jugado un gran campeonato del Mundo, en el que además tuvo un papel decisivo para el triunfo del cuadro 'bleu'.

Sin embargo y teniendo en cuenta que acabó entrando Kasper Schmeichel, ha llamado poderosamente la atención que Jan Oblak -campeón de la Europa League con un nivel sobresaliente en el Atlético de Madrid- y Keylor Navas –nombrado mejor portero por la UEFA después de haber levantado la Liga de Campeones con el Real Madrid- no hayan tenido la opción de colarse.