Gerard Piqué quiso quitar hierro a la polémica por los cánticos de la afición y de algunos jugadores del Real Madrid en las celebraciones por el título de Liga logrado el pasado domingo.

"Piqué, cabrón, saluda al campeón", cantaron algunos jugadores. Unas horas después, el central axulgrana aseguró que "para nada" le habían molestado estas palabras de los madridistas.

Es más, Piqué asegura que "no hace falta" que pidan perdón.

"Ya he hablado con él (Carvajal), es normal", zanjó el central internacional.

El central, que participó este miércoles por la tarde en la inauguración de un campo de fútbol para niños, dijo que "Carvajal me mandó un mensaje, le dije que no tenía que disculparse. Es buen tío, jugamos a las cartas. No lo considero un insulto".

Ha reconocido que en la Liga el Real Madrid ha sido justo vencedor porque "ha sumado más puntos", aunque también ha recordado algunas actuaciones arbitrales que demuestran, en su opinión, que el próximo curso se tiene que aplicar el videoarbitraje.

"Que los árbitros han influido...se pueden hacer muchas valoraciones. Creo que la conclusión que tenemos que sacar tras esta Liga es que el VAR (videoarbitraje) es totalmente obligatorio. El año que viene se tendrían que tomar todas las medidas posibles", ha apuntado.

En este sentido, ha insistido que el "arbitraje no ha estado a la altura", una afirmación que ya repitió hace unos meses y que le costó una multa. "Lo dije en un partido de liga y me multaron y las pruebas me han dado la razón", ha aseverado.

Sobre lo que no quiso pronunciarse es sobre la posible llegada de Ernesto Valverde al banquillo azulgrana. "Si queréis saber el entrenador, aquí tenéis a Cardoner (el vicepresidente culé)", señaló el futbolista del FC Barcelona.