Pep Guardiola.
Pep Guardiola. EFE

El Manchester City ha caído contra todo pronóstico frente al Crystal Palace en el Etihad Stadium (2-3), sufriendo su segunda derrota de la temporada en esta edición de la Premier League, primera en su feudo. La victoria del Liverpool el pasado viernes frente al deja a los de Guardiola a cuatro puntos del liderato.

Con algunas rotaciones como consecuencia del maratón navideño de partidos que siempre acontece en Inglaterra por estas fechas, las ausencias de jugadores importantes en el once como David Silva o Sergio Agüero acabaron pesando al conjunto skyblue.

Y eso que el actual campeón de la Premier League logró ponerse por delante en el marcador, cuando en el minuto 27 Ilkay Gündogan remató un excelente balón servido por Fabian Delph. Un cabezazo que abría la lata y que parecía suficiente para conseguir los tres puntos.

Sin embargo, el Crystal Palace logró darle la vuelta al resultado y conservar la ventaja. En el minuto 33, Schlupp hizo el 1-1, y en el 35, Townsend hizo uno d elos goles de la temporada, sacándose de la chistera un fabuloso remate de volea desde fuera del área que se coló en la meta de Ederson, que nada pudo hacer.

En la segunda parte, el Manchester City atacó con continuidad, pero eso no le llevó a igualar la contienda. Incluso el Crystal Palace puso el 1-3 después de que Milivojevic transformase un penalti, y aunque Kevin de Bruyne hizo un golazo en el minuto 85, el Manchester City acabó derrotado.