Pereiro y Valverde
Óscar Pereiro (i) y Alejandro Valverde, durante la revisión médica. (Efe)

Óscar Pereiro ha visto recompensandos sus esfuerzos en el Tour tras más de un año esperando el reconocimiento oficial. Llegará en breve tras la sentencia que considera culpable de dopaje a Floyd Landis, el ciclista estadounidense que celebró el título en la ronda gala en 2006.

Pereiro aún no sabe nada aunque la organización del Tour ya ha comentado que se lo dará oficialmente. "Nadie me ha llamado hasta el momento para confirmar mi victoria después de que este asunto dure ya más de un año. La situación sigue igual en espera de noticias de los estamentos correspondientes", dijo el ciclista.

"Lo bonito de este deporte es que tenga en mi palmarés algo que he conseguido con mi sudor. Quiero que se reconozca", comentaba el ciclista gallego.

Sin embargo, en la foto del podio de París figuraba segundo. Poco después se conoció el positivo por testosterona sintética de Landis. "Es algo que nunca podrá cambiar, pero haremos Photoshop o algo... Aparte del dinero y de otras cosas, al final los sentimientos es lo que no he disfrutado, el último día con mis compañeros arropándome. Lo veía este año con Contador. Estaba contento pero fue un día triste para mí", asegura Pereiro.

Es demasiado tiempo, he perdido muchas cosas, pero es una forma de cicatrizar una herida

Todas las críticas son ya agua pasada. "Siempre que me caigo intento levantarme lo antes posible. Es demasiado tiempo, he perdido muchas cosas, pero es una forma de cicatrizar una herida. Es triste pero lo positivo es que mi nombre esté con el del resto de los españoles", apuntó.

"La ilusión de todo el mundo era salir de amarillo en el siguiente Tour. Lo he pasado realmente mal en mayo y junio, cuando peligraba mi participación del Tour de este año. Espero que esto me ayude a estabilizarme y trabajar con la ilusión que he recuperado después del Tour", señala.

Lo he pasado realmente mal en mayo y junio

Pereiro también comentó que tiene ilusión a pesar de la situación actual del ciclismo. "Hay que intentar cambiar el ciclismo poco a poco. La Vuelta Ciclista a España no le estoy viendo la aceptación que debería tener", ponía como ejemplo.

Sin embargo, no quiere reproches. "No tengo fuerzas para eso. Lo que quiero es luchar por unir este deporte y dejar las peleas de intereses. Solucionar los problemas en casa y no en los periódicos".

Sobre el caso Valverde, cuya participación en los mundiales de ciclismo aún es una incógnita, comentó que están "echando tierra sobre nuestro deporte. Espero que pueda correr el mundial y si no puede que nadie se arrepienta en el futuro y que esto no tenga repercusiones".

En 20 minutos hicimos un extenso reportaje con Pereiro en su casa antes del Tour de Francia de este año, cuyos vídeos puedes ver en esta página. Uno de ellos, también está en la columna derecha, al lado de estas líneas.