Pelea
Pelea entre jugadores de los Lakers y de los Rockets. NBA

En la segunda jornada de la NBA se jugaba uno de los partidos más atractivos de la conferencia Oeste, entre los Houston Rockets y Los Angeles Lakers de LeBron James. Más allá de la victoria de los texanos, el partido ofreció unas bochornosas imágenes: la pelea a puñetazos entre Chris Paul (Rockets) y Rajon Rondo y Brandon Ingram (Lakers).

Todo empezó cuando en un lance del partido, Ingram empujó con malas formas al jugador de los Rockets James Harden. Fue el detonante de una discusión entre Rajon Rondo y Chris Paul. Según la versión del base de los Rockets, Rondo le escupió, a lo que Paul respondió tocándole la cara. Después, Rondo lanzó un puñetazo y cuando ambos jugadores intercambiaban golpes, Ingram, que venía 'caliente' de la anterior situación con Harden, se metió en la pelea y lanzó otro puñetazo a Paul.

Los tres jugadores acabaron expulsados. Ahora, la NBA investigará los hechos, analizará las imágenes y se prevé que los implicados reciban fuertes sanciones, tanto económicas como en forma de suspensión.