Talmacsi
El corredor húngaro Gabor Talmacsi celebra su segundo lugar. (Efe)

Mattia Pasini (Aprilia) venció con claridad en el Gran Premio de Japón de 125 cc, lideró la carrera desde el principio. Bajo la intensa lluvia en el circuito de Motegi, siguieron al italiano el húngaro Gabor Talmacsi (Aprilia) y el español Héctor Faubel (Aprilia).

Pasini, protagonista en esta última parte de la temporada, se llevó tras su estela a todos sus rivales, encabezados por Talmacsi, Faubel, Sergio Gadea y a los que luego se acabó uniendo el francés Di Meglio, si bien su loca carrera acabó por los suelos cuando ya aspiraba, en su interior, a doblegar al propio Pasini.

Sin embargo, con el paso de las vueltas Pasini fue consolidando su superioridad y abrió un hueco que sólo parecía poder neutralizar Mike di Meglio, que rodaba como un segundo más rápido que la cabeza, pero eso fue hasta que rodó por el asfalto completamente mojado de Motegi.

Así, Pasini se encontró solo al frente de la carrera sin nadie que le acosase, con Talmacsi a algo más de tres segundos y Faubel mucho más atrás, pues después de un par de sustos y en unas condiciones en las que no le gusta nada pilotar optó por garantizarse la tercera plaza y esperar una oportunidad mejor en sucesivos grandes premios, al ceder apenas cuatro puntos a su rival.

Si la cabeza de carrera estuvo clara casi desde el principio, no sucedió lo mismo con el resto de las posiciones, pues se produjeron decenas de accidentes debido al estado del asfalto y si bien algunos consiguieron regresar a la pista, como en el caso de Mike di Meglio, que pudo entrar cuarto, o Sergio Gadea (Aprilia), que se cayó en la sexta vuelta y logró atravesar la línea de llegada en octavo lugar, justo por detrás de Pablo Nieto (Aprilia), que había acabado vigésimo los entrenamientos.

Otros no tuvieron la misma suerte, como fue en el caso de Pol Espargaró (Aprilia), quien estaba protagonizando una muy bonita carrera, en constante progresión, pero cuando era octavo se fue por los suelos en el decimoséptimo giro y aunque intentó continuar su moto había resultado muy dañada y acabó entrando en sus boxes.

Faubel: "Podía haber perdido mucho y han sido cuatro puntos"

"Al final Gabor sólo me ha recuperado cuatro puntos y eso en un día en el que podía haber perdido muchísimo creo que es un buen resultado pues desde mi punto de vista esta ha sido la mejor carrera de mi vida en agua, ya que hasta ahora siempre se me había dado muy mal", indicó Héctor Faubel.