La NBA tomará medidas contra los equipos que mientan sobre la altura de los jugadores

El comisionado de la NBA, Adam Silver.
El comisionado de la NBA, Adam Silver.
EFE

La NBA es una de las competiciones deportivas del mundo más exigentes en cuanto a organización y normativas de sus franquicias. La última novedad que ha anunciado su comisionado Adam Silver trata de eliminar las posibles suspicacias y evitar engaños por parte de los equipos respecto a la altura y edad de los jugadores.

De esta forma, cada franquicia tendrá que certificar la altura y la edad de cada jugador de su plantilla en la primera semana de pretemporada. Aunque la norma puede parecer baladí, en los últimos tiempos varios jugadores han confesado que habían mentido sobre su altura para poder jugar en otras posiciones en la cancha.

Uno de los casos más sonados fue el de Kevin Durant. El actual alero de los Nets confesó que se quitaba centímetros para que no le encasillaran como hombre alto y poder jugar de alero. Según las estadísticas de la NBA, medía 2,06 pero la sospecha se cernía cuando le tocaba emparejarse en la pista con pívots rivales más altos.

El propio jugador lo reconoció en tono de broma: “Mido casi 2,11 descalzo, así que con zapatillas mido 2,13. Me gusta enredar con ese tema porque me lo preguntan tantas veces… es solo una forma de vacilar a la gente”, y justificó la razón por la que lo hacía: "Siempre me ha parecido mejor decir que soy un alero de 2,06, porque es una altura que encaja en esa posición. Si hubiera dicho que medía más habrían empezado a decir que era un ala-pívot”.

Sin embargo, tiempo atrás, otros jugadores también se "quitaron" centímetros. Kevin Garnett utilizó la misma estrategia para que no le encasillaran como pívot y poder jugar como ala-pívot.

Suele haber un baile de cifras entre las mediciones de la universidad y las de la NBA, que los jugadores usan a veces para ponerse o a veces para quitarse centímetros y con todo ello se quiere terminar ahora.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento