Nadal en la grabación de un anuncio
Nadal en la grabación de un anuncio en Hamburgo (EFE) EFE/Maurizio Gambarini

Clasificarse para la Copa Masters de Shanghai, superar el récord de victorias seguidas sobre cualquier superficie que tenía McEnroe (75) y ser el número uno del tenis mundial. De los tres retos por los que se mueve Rafa Nadal este año, ya ha conseguido dos. Le queda uno, superar a Roger Federer y bajarle de la cima.

Son muchos los puntos que aún le separan del suizo en la clasificación histórica -2415- (en la lista anual, la Carrera de Campeones, Nadal ya va por delante), pero Federer está dando muestras de debilidad y es el momento ideal para que Nadal presione al suizo.

Por ello, el mallorquín en Hamburgo, donde no ha participado los últimos tres años para preparar mejor Roland Garros (28 mayo), buscando un objetivo: los 500 puntos que sumaría si gana el torneo. Al no jugarlo el último año, Nadal no defiende puntos.

El próximo escollo

Para que todo eso pueda suceder, Rafa Nadal debe conseguir su victoria número 78 en tierra y, así, comenzar a sumar puntos en Hamburgo. Se enfrentará al también español Óscar Hernández, que doblegó a Benjamin Becker.

Si Nadal prosigue esa racha triunfal y Federer no frena su irregularidad, el español podría superarle el próximo enero, en el Abierto de Australia y ser el número uno, su gran reto.

No obstante, eso ya serían especulaciones, teniendo en cuenta que tras la temporada de tierra llegará la hierba, donde el tenista helvético reina con autoridad.

El mallorquín jugará en el cuarto turno de la pista central, el penúltimo del día, ante Hernández.

Almagro tumba a Robredo, mientras Ferrer y Moyá ganan

La defensa del título conquistado el pasado año por Tommy Robredo se estancó a las primeras de cambio, tras sucumbir ante su compatriota Nicolás Almagro por 6-7 (1), 6-2 y 6-4.

Almagro propició el primer bombazo del quinto Masters Series del curso. Ofreció su mejor versión el tenista murciano, pese a sus molestias en el ojo izquierdo.

David Ferrer también está en octavos. Sufrió para batir al sueco Robin Soderling (1-6, 6-3 y 6-2) y jugará contra el croata Ivan Ljubicic.

Del resto de españoles sobresalió Carlos Moyá, que ejecutó un tenis al nivel del de sus mejores momentos. El mallorquín sólo perdió tres puntos con su saque y arrolló al estadounidense Mardy Fich (6-0 y 6-3).

Moyá se enfrentará al checo Tomas Berdych, décimo favorito, contra el que nunca ha jugado.

También entrará en escena el miércoles el número uno del mundo, el suizo Roger Federer, exento igualmente de la primera eliminatoria, que se medirá al argentino Juan Mónaco.