Morosini
Los servicios médicos atienden al centrocampista italiano del AS Livorno, Piermario Morosini (. EFE

La autopsia al centrocampista italiano del Livorno Piermario Morosini, que falleció el pasado sábado tras desplomarse durante un partido de la Segunda División concluyó este lunes, aunque por el momento no se han podido determinar las causas de la muerte del futbolista.

Su cadaver será trasladado a Livorno, donde se instalará la capilla ardiente

Según explicaron los medios de comunicación italianos, que citaron fuentes médicas, las primeras pruebas realizadas no han desvelado causas evidentes de la muerte, por lo que ahora será necesario realizar nuevos exámenes, que se efectuarán en las próximas semanas.

Asimismo, las mismas fuentes, explicaron que los médicos, por el momento, habrían excluido como causas de la muerte un aneurisma o un infarto.

La autopsia duró cerca de seis horas y fue practicada en el Instituto Forense de Pescara (en la costa adriática italiana), localidad en la que se encontraba el jugador disputando un encuentro en el momento de su muerte.

Ahora está previsto que su cadáver sea trasladado a Livorno (en la Toscana) donde se instalará la capilla ardiente, mientras en la localidad de Bérgamo se han iniciado los preparativos para la celebración del funeral, de donde era originario el jugador.

La Fiscalía de Pescara ha abierto este lunes una investigación por homicidio culposo ante lo sucedido, aunque ha precisado que se trata de un procedimiento formal.

La presencia de un coche de policía en la puerta del estadio que obstaculizó la llegada de la ambulancia al terreno de juego ha levantado una gran polémica en Italia, ya que se ha conjeturado sobre si ese retraso pudo influir en el fatal desenlace.

Sin embargo, la fiscal Cristina Tedeschini señaló que la presencia del vehículo en la puerta del estadio "no tiene ninguna relevancia", ya que el futbolista recibió asistencia inmediata.