Messi y Pepe
El delantero argentino del FC Barcelona, Leo Messi (d), discute una jugada con el defensa portugués del Real Madrid, Pepe (i), en una encuentro de la pasada temporada. EFE

El argentino del Barça Leo Messi protagonizó una acción a la que no tiene acostumbrados a los aficionados a su fútbol.

El crack fue protagonista de una de las acciones más antideportivas del clásico ante el Madrid.

Sin opciones de llegar al balón -que ya estaba fuera del campo-, el argentino lanzó un pelotazo a la grada a escasos metros de los aficionados. Su fuerte chut impactó en alguien del público que se sentaba a pocos metros de la acción, lo que provocó la indignación de gran parte de la grada y de los jugadores blancos, como Pepe, que le recriminó la acción.

Sin embargo, Muñiz Fernández no entendió que esa acción antideportiva fuera merecedora de sanción y no le enseñó la amarilla.