Nadal - Djokovic
La pista de Roma, tras la decisión del torneo de aplazar la final. Twitter (@RobKoeningTennis)

La final del Masters 1.000 de Roma entre el español Rafa Nadal y el serbio Novak Djokovic fue aplazada a este lunes, a las 12.00, debido a la lluvia que cae desde la mañana del domingo en la capital italiana y al "no darse las condiciones para jugar", anunció el director del torneo, Sergio Palmieri

El partido estaba previsto que comenzase a las 16.00 horas en la pista Central del Foro Itálico, después de la final que disputaron la rusa Maria Sharapova y la china Na Li.

En el momento del anuncio de que se aplazaba al lunes no llovía, lo que provocó las protestas del público.

La final femenina, en la que se impuso la rusa, tuvo que ser interrumpida por la lluvia durante algo más de dos horas y concluyó poco después de las siete. Las previsiones del tiempo para la tarde y noche del domingo no eran buenas.

Tras la premiación de Sharapova, se realizaron varias supervisiones del campo para tomar la decisión final, pero pasó más de una hora y no se anunciaba resolución alguna.

El público de la pista central se impacientaba y empezaron a silbar ante la falta de noticias. Tras la decisión adoptada por los organizadores, los aficionados protestaron al grito de "bufones" y arrojaron botellas a la cancha, ya que el lunes es jornada laboral en Italia.

Tarde de billar para Nadal

Mientras, Rafa Nadal jugaba al billar. El tenista balear pasó la tarde del domingo disfrutando de unas horas de ocio con su tío Toni y todo el equipo que le acompaña habitualmente. Se lo tomó con humor, y subió la fotografía a las redes sociales mostrando su paciencia para salir a pista.