El partido de ida de cuartos de final de la Liga de Campeones que debía jugarse la tarde de este martes entre el Borussia de Dortmund y el Mónaco en casa del equipo alemán se canceló después de registrarse una triple explosión junto al autobús del Borussia que provocó heridas graves al jugador español Marc Bartra.

El Borussia indicó a través de Twitter que el partido "se ha cancelado" y que se jugará este miércoles a las 18.45 hora local. Las entradas siguen siendo válidas.

La policía alemana informó de que junto al autobús del equipo de fútbol alemán se produjeron "tres explosiones", que provocaron heridas a una persona y la rotura total o parcial de varias lunas del vehículo.

El herido es el español Marc Bartra, jugador del Borussia, según confirmó su propio padre, José Bartra, quien explicó que el joven fue ingresado en un hospital.

Aunque al principio se informó de que sus heridas eran leves, las autoridades señalaron después que Bartra estaba considerado herido "grave".

Bartra fue operado por una fractura en el radio de su muñeca derecha y, según informó RNE, se recuperaba tras la intervención. Antes, el responsable de prensa del Borussia Dortmund compareció junto a los portavoces de la policía y la fiscalía para dar cuenta de la triple explosión, e informó de que el español tenía también varios cristales clavados en el brazo y la mano derechos.

Rumbo al estadio

El suceso se produjo sobre las 19.00 hora local, cuando el vehículo, con los jugadores dentro, se dirigía hacia su estadio para disputar el partido contra el Mónaco correspondiente a la ida de los cuartos de final de la Liga de Campeones.

Las explosiones se registraron en la zona de Dortmund-Höchsten, en la ciudad de Dortmund (oeste de Alemania), donde se encuentra el hotel de concentración del conjunto.

La Policía alemana ha revelado que en el ataque se usaron "explosivos potentes".

El club previamente informó a través de su perfil en la red social Twitter que el "incidente" había provocado un herido y que "los jugadores habían sido llevados a "un lugar seguro". Además, el Borusia de Dortmund aseguró que "no hay peligro en el estadio ni en sus alrededores".

El Borussia Dortmund publicó una imagen en la que se ve cómo los aficionados abandonan el estadio Signal Iduna Park tras confirmarse la suspensión del duelo previsto para este martes: