Diego Armando Maradona presenció el entrenamiento del Barcelona durante la jornada del domingo. El seleccionador argentino ya estuvo en el partido que el club azulgrana jugó ante el Mallorca y que se saldó con victoria de los de Pep Guardiola por 3 a 1.

En esta ocasión, nada menos que 25 años después, Maradona pudo charlar con el entrenador culé y más tarde con los jugadores del equipo, que se mostraron muy ilusionados con la presencia del que para muchos de ellos fue una referencia.

Los aficionados que se acercaron a las instalaciones del club catalán se sorprendieron al ver a Maradona allí y algunos lograron llevarse un recuerdo suyo en forma de foto o autógrafo.