Robinho y otros internacionales del Madrid celebran un gol al Mallorca
Robinho y otros internacionales del Madrid celebran un gol al Mallorca (Reuters). Victor Fraile / REUTERS

Esta semana hay partidos de las selecciones internacionales y el Real Madrid no quiere que le vuelva a ocurrir lo mismo que la última vez, cuando varios jugadores llegaron tarde, incluyendo a Robinho y Baptista y su polémica fiesta.

Por eso, en el club han tomado una medida inusual: pagar los billetes de avión, con la vuelta cerrada, a todos sus internacionales y, según el diario Sport, ponerles un acompañante para controlar sus movimientos.

La idea es que los internacionales no apuren hasta el último minuto el regreso

El club blanco pasará luego la factura de los billetes a las respectivas federaciones. Con esta medida pretende que los internacionales que jueguen en su país no apuren hasta el último minuto su estancia en casa.

Pero lo más llamativo sea el hecho de que los internacionales viajarán acompañados por un empleado del club, que realizarán el mismo trayecto desde que salgan de Madrid hasta su regreso.

Los brasileños serán los más vigilados debido a los numerosos antecedentes que han protagonizado, la mayoría de ellos en la etapa de Ronaldo y Roberto Carlos.