Lucha hasta el final

El CAI plantó cara al Ciudad Real, uno de los aspirantes a la liga Asobal, pero no pudo con la defensa visitante.
Valero Rivera es agarrado por un contrario en un partido de esta liga. (Archivo)
Valero Rivera es agarrado por un contrario en un partido de esta liga. (Archivo)
Pabellón Príncipe Felipe. 2.500 espectadores

CAI Aragón Pablo Hernández, (Lapajne, ps); Vatne (-), Arrhenius (3,1p), Sorrentino (4), Víctor Álvarez (2), Prendes (3), Ortega (2), Rivera (1), Cartón (2), Zaky (8,2p), Doder (1), Sorli (1) y Cano (-).

Ciudad Real Sterbik (Hombrados, ps); Kallman (2), Pajovic (3), Dujshebaev (1), Stefansson (4), Davis (-), Dzomba (7,3p), Urios (5), Metlicic (3), Rutenka (3), Zorman (-), Entrerríos (1) y Dinart (1).

Árbitro Fernández Piñeiro y Ríos Martín. Excluyeron por dos minutos en una ocasión por el CAI a Vatne, y por el Ciudad Real a Metlicic, Rutenka y Dinart.

El CAI, que el sábado tiene el primer asalto de la copa EHF, cayó ayer ante uno de los equipos que aún tiene opciones de pelear por el título de la Asobal. Los zaragozanos comenzaron mandando en el marcador gracias al acierto bajo los palos del portero local Pablo Hernández, que detuvo varios unos contra a uno a los jugadores ciudarrealeños.

Los hombres de Veroljub Kosovac tuvieron muchos problemas para superar una defensa visitante 5-1 que se convertía en 3-2-1. Apenas hallaron huecos y cuando lo hacían, se encontraban a Hombrados.

A falta de ocho minutos todo parecía resuelto (21-29)  para los visitantes pero la reacción local les permitió situarse a sólo dos goles (27-29). Uríos, desde el pivote, solventó el partido para el Ciudad Real en el último minuto.

La afición se vuelca con la final de la EHF

Copa EHF. El CAI Aragón espera con impaciencia el debut en su primera final europea, la de la Copa EHF, cuyo partido de ida contra el Magdeburgo alemán se disputará este sábado en el Príncipe Felipe. El conjunto zaragozano, que ya ha vendido más de 7.000 entradas para ese encuentro, confía en llenar el pabellón para contar con un apoyo extra (más de 10.000 voces desde la grada) con las que encarrilar la eliminatoria.

Además de las entradas para este encuentro, que costarán 15 y 20 euros según las localidades, se ha puesto a la venta un abono denominado «cuatro estrellas» en el que por 50 euros se podrán presenciar también los partidos de Liga contra Barça, Ademar y Valladolid.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento