La temporada 2007/08 está resultando increíble para el Málaga. El equipo que entrena Juan Ramón Muñiz cuenta hasta ahora todos sus partidos por victorias, ocho entre Liga y Copa del Rey, y lidera cómodamente la Segunda División, con 21 puntos de los 21 posibles. Tan impresionante es la racha del Málaga que es el único equipo de Primera, Segunda y Segunda B que lo ha ganado todo. Estos espectaculares datos podría magnificarse mañana en el Heliodoro Rodríguez López, donde los blanquiazules jugarán ante el Tenerife en la tercera ronda de la Copa del Rey (22.00 horas).

La plantilla regresó ayer a los entrenamientos tras la victoria (2-0) del pasado sábado en La Rosaleda ante Las Palmas con la mirada puesta en el estado físico de varios jugadores, como los centrocampistas Santiago Carpintero y Apoño y los delanteros Salva Ballesta y Roberto Peragón. 

Por otra parte, el delantero franco-marroquí Nabil Baha dijo ayer tras sobre su gol ante Las Palmas que «Gámez me la puso muy bien y vio mi desmarque, pero no era una jugada estudiada».

Baha igualó así a su compañero Roberto Peragón, con cuatro tantos, siendo los máximos goleadores del equipo blanquiazul. «Estoy a gusto, están saliendo las cosas como queremos y el equipo se encuentra arriba», señaló.

Muñiz, la cabeza pensante

Juan Ramón Muñiz, gijonés de 38 años,  es el responsable de este buen momento. Muñiz, ayudante de Juande Ramos, cuando éste dirigió al Málaga en la campaña 2003-04, llegó a La Rosaleda en noviembre de 2006 procedente del Marbella. Salvó al equipo del descenso y esta temporada, también como diretor deportivo, ha diseñado un conjunto ganador.