Lewis Hamilton
Lewis Hamilton atiende a la prensa antes de la disputa del Gran Premio de Bahréin EFE

Lewis Hamilton está camino de batir todos los récords en la Fórmula 1. Aunque aún le faltan, al menos, cuatro años para superar los míticos siete Mundiales de Michael Schumacher, y tiene a casi 30 el número de victorias del 'kaiser', ya es el corredor con más puntos de la historia, el que más poles ha sumado, el que más veces ha partido desde la primera fila... Y este domingo puede lograr otro hito más.

El piloto británico ha convertido 40 poles en victorias en su carrera deportiva, las mismas que logró el legendario alemán, hoy postrado en una cama. Si este sábado suma una pole más (sería la 74ª, récord absoluto) y, además, gana el domingo, serán 41 pole+victoria, algo que nadie ha logrado en el más de medio siglo que lleva la Fórmula 1 conociéndose como tal. Muy atrás quedan las 29 veces que lo logró Ayrton Senna y que lleva Sebastian Vettel hasta el momento. Hamilton ya tuvo la oportunidad de superar la marca de Schumacher en Australia, pero por quinta vez en siete intentos se le escapó de entre las manos, en esta ocasión por una mala estrategia desde el muro.

Pese a que, sobre el papel, Hamilton es el gran favorito para ambas, este no es un circuito que se le de especialmente bien, o no tanto como en otras carreras. El cuatro veces campeón del mundo ha salido dos veces desde la pole en el trazado bahreiní, pero sólo tras una de ellas, en 2015, ganó la carrera. Esta es, precisamente, la única de las cinco últimas carreras en las que el hombre de la pole se subió a lo más alto del podio del domingo. Eso no significa que la clasificación pierda importancia, todo lo contrario: nadie ha ganado fuera de las dos primeras filas de la parrilla.

Pase lo que pase este fin de semana, con comenzar la carrera, Hamilton ya entrará en los libros de historia de la Fórmula 1 (de nuevo). Con tomar la salida, se convertirá en el primer piloto en disputar, al menos, 100 Grandes Premios con dos equipos distintos. Entre 2007 y 2012 completó 110 carreras con McLaren y, con la de este fin de semana en Bahréin, habrá llegado a los 100 GPs con Mercedes.

Con la renovación en el aire

Antes de que comenzara la temporada 2018 de Fórmula 1, se daba por hecho que Lewis Hamilton iba a renovar con Mercedes. Tanto el piloto como el equipo estaban de acuerdo, pero esos típicos flecos han alargado más de lo previsto el cierre de las negociaciones. Hasta este fin de semana.

La prensa alemana apunta a que todo está más que pactado, y el anuncio de la renovación está al caer. Según estas mismas informaciones, Hamilton pasará a ser el piloto mejor pagado de la parrilla al cobrar 45 millones de euros por temporada, en un contrato que le vinculará tres años más con Mercedes, hasta 2021. Superará así en sueldo a Sebastian Vettel y Fernando Alonso.