Lerni Berhanu
El atleta etíope Lerni Berhanu celebra su victoria en el Maratón de Dubai 2015, el maratón que reparte los premios más cuantiosos del mundo. GIANCARLO COLOMBO / PHOTORUN / RACE NEWS SERVICE

Los etíopes Lemi Berhanu y Aselefech Mergia recibieron este viernes sendos cheques de 200.000 dólares (algo más de 178.000 euros) por sus victorias en la decimosexta edición del Maratón de Dubai, el más generoso del mundo, en el que su inscrito más ilustre, el también etíope Kenenisa Bekele, abandonó por lesión poco después del km 30.

Bekele, que debutó en el maratón en 2014 ganando en París y siendo tercero en Chicago, comenzó a rezagarse en el kilómetro 28

Berhanu venció con un tiempo de 2h05:28, batiendo por 14 segundos a su compatriota Lelisa Desisa, ganador en Dubai y Boston en 2013. Deribe Robi, tercero con 2h06:06, completó un podio exclusivamente etíope en la carrera masculina.

Bekele, plusmarquista mundial de 5.000 y 10.000 metros, permaneció en el grupo de cabeza hasta el km 28. A partir de ahí empezó a quedarse rezagado y abandonó dos kilómetros después, aparentemente lesionado. Era su tercer maratón. En su debut, en abril pasado, venció en París con 2h05:04 y luego fue tercero en Chicago con 2h05:51.

Los doce primeros corredores que llegaron a la meta este viernes en Dubai procedían del mismo país, Etiopía. El decimotercero fue un vecino eritreo, Asmare Workneh (2h12:05), y para encontrar al primer keniano hay que retroceder al decimocuarto lugar, que ocupó Julius Karinga (2h12:27).

En la carrera femenina, Aselefech Mergia se alzó con la victoria por tercera vez en el final más apretado en la historia de la carrera.

Mergia, que se había tomado un respiro en su carrera para ser madre, regresó al maratón dos años y medio después y acabó venciendo con un tiempo de 2h20:02 tras sostener un emocionante esprint con la campeona mundial de medio maratón, la keniana Gladys Cherono, que cruzó la meta sólo un segundo después, en su primera experiencia en la distancia.

A diferencia de la prueba masculina, Kenia estuvo aquí doblemente representada en el podio. Lucy Kabuu llegó tercera con 2h20:21 y las diez primeras bajaron de 2h 24.