Baloncesto Japón
Encuentro previo al suceso ante Qatar Japan Olympic/ Twitter @Japan_Olympic

Cuatro jugadores japoneses han sido expulsados del equipo masculino de baloncesto de su país en los Juegos Asiáticos 2018 de Indonesia por haber contratado presuntamente los servicios de prostitutas, según ha informado este lunes el Comité Olímpico Japonés (COJ) en Yakarta.

"Encontramos una infracción del código de conducta y retiramos la acreditación de los atletas del equipo de baloncesto masculino y les enviamos de vuelta a casa con los gastos a su cuenta", explicó en rueda de prensa Yasuhiro Yamashita, el representante de la delegación japonesa.

Salieron a la luz fotografías de los jugadores acompañados por las mujeres en un barrio rojo de la capital y vestidos con la equipación oficial de Japón y tras esto, el Comité Olímpico tomó la decisión de expulsarles.

Yasuhiro Yamashita señaló que el 16 de agosto los cuatro implicados acudieron a un restaurante japonés a cenar y se encontraron con una persona que hablaba su mismo idioma y les ofreció "divertirse junto a mujeres" y los deportistas volvieron a un hotel con una chica cada uno.

El código de conducta de la selección japonesa establece que "la delegación debe ser un modelo a seguir para la sociedad" tanto dentro como fuera de los recintos deportivos, "pido perdón a los japoneses como representante de la delegación", puntualizó Yasuhiro Yamashita.

Los hechos se produjeron tras la victoria nipona ante Catar por 82-71. Cerca de 12.000 deportistas de 45 países competirán hasta el 2 de septiembre en 40 disciplinas diferentes en las ciudades de Yakarta, en la isla de Java, y Palembang, en el sur de la isla de Sumatra.