Jankovic
Jelena Jankovic prepara el Másters de Madrid (efe). EFE
El año 2008 será recordado por el tenis serbio porque, a partir de hoy, son dos las representantes de este país balcánico las que han conseguido el privilegio de ser la 'reina' de este deporte, después de que Jelena Jankovic se coronara desplazando a su compatriota Ana Ivanovic.

"Desde que era una niña siempre ha sido mi sueño ser la número uno", expresó esta serbia de 23 años, que se convirtió en la décimo octava tenista que logra ubicarse en la cima de la clasificación. La inesperada retirada en mayo de la belga Justine Henin, número uno de la clasificación durante más de 100 semanas consecutivas, permitió que en este 2008 tres tenistas tuvieran la gloria de liderar el tenis femenino: primero la rusa Maria Sharapova, luego la serbia Ana Ivanovic y ahora Jelena Jankovic.

Del piano y los idiomas al tenis

Jelena nació en 1985 en Belgrado, en ese momento capital de Yugoslavia. Fue la tercera hija del montenegrino Veselin y de la serbia Shezana, ambos economistas. Sus prácticas en el Club de Tenis de Estrella Roja de Belgrado comenzaron a los nueve años, cuando Jelena cambió sus estudios de piano y lenguas extranjeras en la Escuela Diplomática de Francia por la raqueta. A diferencia de sus hermanos Marko y Stefan, Jelena tenía proyectado seguir sus estudios de economía en la Universidad Megatrend de Belgrado, pero el tenis se convirtió, más que en una afición, en su profesión.

Con 9 años, Jelena cambió sus estudios de piano y lenguas extranjeras por la raqueta

El Abierto de Australia en 2001 marcó el primer triunfo de Grand Slam para Jankovic, que la aupó hasta el primer puesto del ránking mundial júnior. En ese año también disputó la final del US Open y del Orange Bowl, convirtiéndose al año siguiente en profesional como 197 en la clasificación de la WTA, con participación en ocho torneos. Tras ocho años en circuito, Jankovic expresó: "Cuando te vas haciendo mayor, al menos un día quieres decir que eres número uno, y nadie puede quitarte ese privilegio".

La serbia accede a este primer lugar en el podio del tenis femenino tras conseguir seis títulos: Dubai (2003), Budapest (2004), Auckland, Charleston, Roma y Birmingham (2007) y Roma (2008). En este año se clasificó como semifinalista en los Grand Slams de Australia y Roland Garros, mientras que en Wimbledon se quedó en octavos de final.

Ahora, los Juegos de Pekín

Su objetivo inmediato en su segunda participación en unos Juegos Olímpicos en Pekín (hoy debuta ante la zimabua Cara Black), será mejorar su actuación de Atenas 2004, cuando cayó en primera ronda representando a la delegación de Serbia y Montenegro.

Tras cumplir su sueño olímpico, la serbia encarará el final de temporada con la intención de superar en el US Open su mejor actuación, que data de 2006 cuando cayó en semifinales ante Justine Henin.