Isa Sánchez
Isa Sánchez (www.feb.es) www.feb.es
En Sao Paulo, donde se está disputando el Mundial de baloncesto femenino son cinco horas menos que en España, por eso, cuando 20minutos telefonea a la jugadora de la selección española Isabel Sánchez responde una voz recién despertada, la de su compañera Laia Palau. Eran las 7.30 en Brasil. Cuatro horas después, y respetando su descanso, hablamos con Isa.

¿Mucha fiesta en Sao Paulo?
Es una ciudad muy pobre. Al lado de una favela puedes encontrar un lujoso club social. Al pabellón vamos escoltadas por la policía, ya sea en autobús o andando.

¿Qué se lleva a las concentraciones?
Música: flamenco, como Niña Pastori o El Barrio, y Rhythm and Blues, como Alicia Keys. También, el DVD portátil porque alguna compañera es como un videoclub, aunque Laia y yo nunca acabamos una película porque nos quedamos dormidas.

Nos ponemos en círculo, repiqueteamos por sevillanas y al final decimos: "¡Olé!"



¿Juegan a algo todas?
Laia, Ana Montañana, Silvia y yo nos echamos unas cartas a una especia de pocha estadounidense por parejas.

¿Tienen algún grito antes de saltar a la cancha?
Nos ponemos en círculo, repiqueteamos por sevillanas y al final decimos: "¡Olé!"


¿El deporte le ha dejado tiempo para estudiar?
Mientras jugaba en Lugo, estudié Medicina en Santiago. Me gustaría dedicarme a la pediatría, como mi padre, o a la medicina deportiva.

¿Cómo empezó a jugar?
Mi madre me quería apuntar a atletismo porque siempre estaba corriendo, pero Chio, mi profesora de gimnasia, dijo: "¡Ésta, para el básquet!".

¿De qué equipo de fútbol es?
Mi sangre no es roja, es verde como mi Betis.

¿Dónde le gusta perderse?
Pues la verdad es que voy mucho a Miami a visitar a mi amiga Tracy Reid. Es una ciudad peligrosa, con disparos, bandas y muertes cada día.