Los Hornets humillan a los Bulls y los Grizzlies reaccionan tras la derrota histórica

  • El ataque de los Hornets de Charlotte, encabezado por el escolta reserva Jeremy Lamb, deja en evidencia al nuevo sistema defensivo de los Bulls de Chicago.
  • Ganan por 130-105 y consiguen el primer triunfo de la temporada.
  • ganaron por 130-105 y consiguieron el primer triunfo de la temporada.
Pau Gasol, lanzando un tiro libre.
Pau Gasol, lanzando un tiro libre.
GTRES

El ataque de los Hornets de Charlotte, encabezado por el escolta reserva Jeremy Lamb, dejó en evidencia al nuevo sistema defensivo de los Bulls de Chicago a los que ganaron por 130-105 y consiguieron el primer triunfo de la temporada.

Lamb aportó 20 puntos, cuatro rebotes, tres asistencias y recuperó dos balones para encabezar una lista de siete jugadores que tuvieron números de dos dígitos y un 52 (47-91) por ciento de acierto en los tiros de campo y el 61 (14-23) de triples.

La experiencia del alero francés Nicolas Batum también se hizo sentir al aportar 18 puntos, ocho rebotes, todos defensivos, y repartió tres asistencias.

Otro jugador clave en el ataque de los Hornets (1-3) fue el base de origen taiwanés Jeremy Lin que consiguió 15 puntos, incluidos dos triples (2-2), de los 14 que hizo el hizo.

El pívot Al Jefferson también hizo una buena labor en el juego interior con 14 puntos, mientras que el ala-pívot Marvin Williams fue el mejor en las acciones bajo los aros al capturar 10 rebotes y repartir tres asistencias.

El escolta Jimmy Butler junto con el ala-pívot español Pau Gasol fueron los dos únicos jugadores titulares de los Bulls que mantuvieron competitivos durante el tiempo que estuvieron en el campo. Butler consiguió 26 puntos, incluidos 4 de 6 triples.

Hoiberg con el partido perdido les dio descanso a los titulares en el cuarto periodo y permitió a los reservas que tuviesen más minutos, entre los que destacó el alero Doug McDermott y el base Aaron Brooks que aportaron 17 y 14 tantos, respectivamente.

Gasol jugó 23 minutos en los que anotó 6 de 11 tiros de campo, falló un intento de triple, y acertó 1 de 2 desde la línea de personal, además de capturar ocho rebotes y repartir tres asistencias.

Mientras que su compañero el ala-pívot hispano montenegrino Nikola Mirotic protagonizó el peor partido en lo que va de temporada al aportar sólo cinco puntos tras fallar 9 de los 11 tiros que hizo a canasta, incluidos 4 de 5 triples.

Mirotic, que jugó 24 minutos como titular, no fue a la línea de personal, capturó cinco rebotes y repartió dos asistencias.

El base estrella de los Bulls, Derrick Rose, siguió también con su inconsistencia y aportó cuatro puntos (2-8, 0-3, 0-0) y cinco asistencias en los 24 minutos que jugó.

El partido dejó de tener historia desde el primer cuarto que concluyó con parcial de 37-20 y sin ningún tipo de capacidad de reacción por parte de los nuevos Bulls que dirige el novato Fred Hoiberg, que dio la primera muestra de la falta de experiencia en el banquillo a la hora de saber reaccionar y mover el banquillo.

El partido tuvo como espectador de lujo a Michael Jordan, la gran leyenda de los Bulls, que como dueño de los Hornets estuvo sentado al final del banquillo del equipo de Charlotte y disfrutó del espectáculo encestador que ofrecieron sus jugadores.

Los Hornets lograron 100 puntos en los tres primeros cuartos del partido, la anotación más alta permitida por los Bulls desde 1990.

El partido también dejó el fuerte codazo involuntario del pívot Joakim Noah a Cody Zeller, de los Hornets, que abandonó el campo y recibió ocho puntos de sutura para volver luego al partido y disfrutar de la exhibición encestadora que protagonizó el equipo.

Reacción de Marc

La humillación de la peor derrota de la historia del equipo, sufrida la noche anterior frente a a los Warriors de Golden State, dio paso a un triunfo reconfortante que los Grizzlies de Memphis lograron a domicilio (89-103) ante los Kings de Sacramento.

El equipo californiano, que tenía la baja por lesión de su mejor hombre, el pívot DeMarcus Cousins, sufre un tirón en el tendón de Aquiles del pie derecho, salió ya en inferioridad y eso permitió a los Grizzlies dominar a partir del segundo cuarto con el ala-pívot Zach Randolph de líder que aportó un doble-doble de 20 puntos y 11 rebotes y dos asistencias.

La ventaja de 10 puntos con la que los Grizzlies se fueron al descanso fue todo lo que necesitaron para cubrir el resto del partido y asegurar la victoria, que les levantó la moral de la paliza histórica que sufrieron la noche anterior con un marcador de 116-76 favor de los Warriors.

Como habían declarado al concluir el partido ante los Warriors, nadie dentro de la plantilla de los Grizzlies pensaban que eran un equipo tan inferior a los Warriors como había reflejado el marcador final.

Los Grizzlies ante los Warriors habían permitido un marcador adverso de 72-27 en los dos primeros cuartos y establecieron la peor marca de la franquicia con sólo un 27,1 por ciento de acierto en los tiros de campo.

El base Mike Conley se encargó de dirigir el juego de los Grizzlies al aportar 14 puntos y seis asistencias, mientras que el escolta Courtney Lee también tuvo la misma anotación.

La nota negativa del partido para los Grizzlies fue los problemas físicos que mostró el pívot español Marc Gasol al sentir espasmos en el cuello y que le impidieron jugar en la segunda parte. Hasta el momento el equipo no ha dado a conocer el estado físico del jugador español.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento