Toto Wolff y Niki Lauda
Toto Wolff y Niki Lauda, en el box de Mercedes durante un Gran Premio de Fórmula 1. Mercedes AMG F1

El GP de Mónaco quedará marcado por los continuos homenajes que van a realizar a Niki Lauda, especialmente en el box de Mercedes. El equipo anglogermano contaba con el austriaco como director no ejecutivo y su muerte ha sido un duro mazazo para todos, especialmente para Lewis Hamilton.

Aunque muchas escuderías le recordarán, especialmente Ferrari y McLaren con quienes ganó sus tres títulos, el nombre de Niki Lauda estará sobre todo en Mercedes. El equipo alemán convertirá la carrera en el Principado en un recuerdo constante hacia el que fue la mano derecha de Toto Wolff al frente del equipo.

La primera decisión será la de tener uno de los elementos más significativos y conocidos de Lauda muy presente: una gorra roja. Desde su accidente en Nürburgring, el austriaco convirtió este complemento en un imprescindible en su vestuario para tapar las quemaduras que se produjo aquel 1 de agosto de 1976. Incluso llegó a contar con gorras patrocinadas, ya que las marcas comerciales no perdieron la oportunidad, ni él tampoco de conseguir unos ingresos extra.

Desde Mercedes han compartido una emotiva imagen del armario donde guardan los auriculares de las radios con los que se comunican entre los ingenieros y los pilotos. Además de los que usarán los pilotos y los máximos responsables de la escudería, en el hueco de Lauda se colocará una de sus típicas gorras rojas.