Pep Guardiola.
Pep Guardiola. EFE

El Manchester City se ha impuesto al Tottenham por 1-0, y da un paso importantísimo en la carrera que tiene con el Liverpool por ganar la Premier League, ya que la visita de los de Pochettino era uno de los encuentros más complicados que le restaban antes de finalizar la temporada.

El choque liguero llegó tan sólo unos días después del ya histórico encuentro que tuvo lugar el pasado miércoles, correspondiente a la vuelta de los cuartos de final de la Liga de Campeones, y que concluyó con el triunfo del Tottenham, después de un final infartante en el que el VAR anuló un tanto de Sterling que hubiera dado el pase a los de Guardiola.

El equipo entrenado por el español ha sumado un importante triunfo, gracias a un solitario tanto en los primeros minutos del encuentro del canterano Phil Foden, que cabeceó en boca de gol un buen servicio de Agüero.

Con este triunfo, el Manchester City recupera la cabeza de la tabla a la espera de que el Liverpool juegue su encuentro frente al Cardiff City. A los de Guardiola les queda un gran escollo en su carrera hacia el título, que es visitar Old Trafford en un partido aplazado y que igualará los encuentros frente al Liverpool, lo que seguramente decidirá gran parte del que acabe siendo campeón de la Premier League.