Dylan Groenewegen
Dylan Groenewegen supera a Peter Sagan en el sprint de la séptima etapa del Tour de Francia. EFE

Dylan Groenewegen ha puesto su primera muesca en la edición 2019 del Tour de Francia. El corredor neerlandés del Jumbo Visma, que ya ganó dos etapas en 2018 y se estrenó con la victoria en los Campos Elíseos en 2017, superó en un emocionante final de jornada a Caleb Ewan y Peter Sagan. El neerlandés es el primero de su país en ganar, al menos, una etapa en tres Tours consecutivos desde Jeroen Blijlevens, que logró cuatro entre 1995 y 1998.

No fue hasta la misma meta cuando los 'sprinters' sacaron lo mejor de sí. Groenewegen, un experto en estas lides, apretó en los últimos metros cuando vio la puerta de llegada en Chalons-sur-Saône, después de la jornada más larga de esta edición con una etapa sobre 230 kilómetros. La distancia marcó el devenir de la jornada, ya que los competidores no apretaron ni mucho menos.

Esta victoria de Groenewegen fue una de las mejores maneras de reivindicarse después de la caída que tuvo en el primer día de la ronda gala, cuando acabó por los suelos de Bruselas en la arrancada disputada en tierras belgas.

La escapada controlada a 16 kilómetros de meta marcó las opciones de los favoritos, antes de afrontar una de las primeras etapas de media montaña de esta edición. Antes, Yates, Nairo Quintana y Dan Martin se vieron sorprendidos por un abanico, con lo que tuvieron que apretar para no ceder demasiado tiempo. En los últimos kilómetros, los velocistas marcaron las diferencias y fue donde Groenewegen fue el más listo.

La octava etapa entre Mâcon y Saint-Etienne contará con siete puertos, cinco de segunda y dos de tercera y rampas de hasta un 10%. Ahí defenderá el maillot amarillo Ciccone, que mantiene la exigua ventaja de seis segundos sobre Alaphilippe, con Geraint Thomas a 47'' y serias opciones de apretar este sábado.