Philippe Gilbert
Philippe Gilbert entra en meta durante la 17ª etapa de la Vuelta a España. EFE

Pese a ser una Vuelta en la que nadie ha mostrado grandes riesgos, las últimas jornadas aún pueden presentar batalla por la victoria. En la 17ª etapa, disputada entre Aranda de Duero y Guadalajara, el vencedor fue Philippe Gilbert, que se impuso en el sprint a Sam Bennett y a Remi Cavagna, tras participar en una fuga de 26 corredores.

En ese grupo se metió Nairo Quintana, que ya ha advertido que tiene muchas ganas de enfundarse el maillot rojo antes de pisar Madrid. El colombiano del Movistar entró a sólo 10 segundos del grupo de la victoria, con lo que se aúpa a la segunda posición de la general, a 2:24 de Primoz Roglic, que sigue líder.

A la tercera plaza cae Alejandro Valverde, que se sitúa a 2:48 del esloveno, mientras que por detrás se quedan Tadej Pogacar (3:42) y Miguel Ángel López (3:55). El ciclista murciano aún se ve con fuerzas para ganar esta Vuelta, aunque tiene claro que no es el único.

"Claro que se puede ganar, ya lo dijimos el martes. Tácticamente estamos perfectos, pero aquí todo el mundo lucha por todo", dijo sobre los rivales que tiene por detrás y por delante.

La jornada de este jueves depara cuatro puertos de Primera por la sierra madrileña, lo que pondrá a prueba no sólo la capacidad del Jumbo para defender el liderato de Roglic, sino también para que los escaladores se gusten.