Piqué, Shakira y Milan
Gerard Piqué, Shakira y su hijo Milan en el palco del torneo de tenis Conde de Godó en 2015. GTRES

Gerard Piqué está encantado con la acogida que ha tenido el proyecto de su empresa, Kosmos, para remodelar el formato de la Copa Davis. Sin embargo, admite que las críticas de algunos tenistas le han llegado a afectar. “Ha sido la parte más dura, no te voy a engañar”, comenta el futbolista del FC Barcelona en una entrevista concedida este viernes al diario ‘Marca’.

“Ha habido opiniones diversas sobre el nuevo formato de competición y todas respetables”, dice Piqué, que ha tenido que escuchar palabras críticas de jugadores como Roger Federer o Novak Djokovic. “Hay tenistas a los que les gusta, otros a los que no. Nuestro objetivo es que en noviembre todo salga perfecto y sea una gran fiesta del tenis”, comenta sobre la primera edición, que tendrá lugar este año en Madrid.

“En un deporte como este es muy difícil tener todas las estrellas en un mismo evento porque el calendario está muy apretado, hay lesiones, diferentes intereses, ... pero por eso hemos firmado un acuerdo por 25 años y no sólo por uno”, añade.

Las críticas de Djokovic

Piqué no sabe si el actual número 1 del mundo, Djokovic, tomará parte en la competición: “Depende de él”, responde. “Tengo una buena relación con él. Le conocí en Londres en 2016 y la última vez que nos encontramos fue durante las ATPFinals de noviembre. Como presidente de la Asociación de Jugadores de la ATP me trasladó una serie de inquietudes y estuvimos conversando. Yo le dije que ATP e ITF deben trabajar de la mano para crear grande eventos como debe ser la Copa Davis. Aún queda mucho y, claro, podría jugar”.

El futbolista respondió también al australiano Lleyton Hewitt, que le acusó recientemente de no tener ni idea de tenis: “Respeto su opinión porque es un increíble tenista. Sólo tengo que decirle que Kosmos no es sólo su presidente sino que somos un equipo. Un equipo que sabe y entiende de tenis y que cuenta con ex-jugadores como Albert Costa y Galo Blanco que han jugado Copa Davis y Grand Slam. Lo primero que tenía claro cuando inicié este proyecto es que me tenía que rodear de gente del tenis y que debía conocer a los tenistas, a la federaciones y a los aficionados para crear un gran evento que la Copa Davis merece. Quizá haya gente que no entienda cómo un futbolista como yo pueda interesarse en el tenis y me vean como un extraño; yo soy sólo un gran aficionado que quiere poner en marcha un evento increíble”.

Pese a todo, Piqué recalca que su proyecto ha sido recibido de forma “muy positiva”: “Estoy sorprendido por la buena acogida que el proyecto ha tenido a nivel de aficionados y patrocinadores. Tengo muchas ganas de que llegue noviembre para que los aficionados puedan reunirse en Madrid y disfruten de la experiencia. Porque no será solo tenis, sino un festival del deporte”.