El gafe de Fernando Alonso: se le para hasta el coche clásico en la exhibición

  • El asturiano se lo tomó con humor: "Un domingo normal, por ahora".
  • Tuvo que bajarse del Lotus que iba a conducir por Monza y se subió al Renault de Jolyon Palmer.
Fernando Alonso, con su coche clásico parado.
Fernando Alonso, con su coche clásico parado.
MOVISTAR F1

No es el año de Fernando Alonso. Los múltiples problemas que sufre con su McLaren Honda parece que no son suficientes. Este domingo, cuando iba a participar en la drivers parade de Monza, una vuelta de exhibción al circuito al volante de coches clásicos, tuvo que bajarse del que le tocó a él, porque se paró.

De hecho, el Lotus que iba a dirigir ni siquiera arrancaba, y personal de la F1 tuvo que empujar el coche para ver si circulaba, sin éxito. Así, Alonso decidió bajarse y subirse al Renault que conducía el británico Jolyon Palmer.

Después, en declaraciones a Movistar, Alonso demostró que se lo tomó con humor: "Un domingo normal, por ahora".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento