Albert Fontanillas: "El póker es un deporte, aunque mi madre cree que soy un ludópata"

Albert Fontanillas posa con dos montones de dólares en las manos.
Albert Fontanillas posa con dos montones de dólares en las manos.
A.H.D

No es un profesional del póker, pero el pasado fin de semana luchó en Londres por el premio de un millón de dólares en el torneo Million Dollar Game de Betfair. Albert Fontanillas logró una plaza en la mesa final tras proclamarse campeón de España y Portugal ante más de 20.000 rivales. Y todo eso sin poner un euro de su bolsillo.

Al final no pudo ser, pero estuvo cerca del millón, ¿qué tal la experiencia?

Estoy contento porque empezamos 18 jugadores y me eliminaron cuando sólo quedábamos ocho. ¡La vergüenza hubiera sido que me echaran el primero delante de todos los amigos que fueron a verme a Londres!

Para este torneo no hacía falta pagar cuotas de inscripción, pero ¿también juega con dinero?

Sí, sobre todo por internet. De momento me va bien y llevo ganados unos 2.000 euros.

¿Cómo empezó con esto del póker?

Un amigo me enseñó a jugar hace tres años y poco a poco me fue gustando más. Échaba partidas con amigos y cuando ellos no querían, jugaba por internet.

¿Ha pensado dedicarse profesionalmente?

No, de momento me lo tomo con calma, como un hobbie.

A las madres no suele gustarles demasiado esto del póker, ¿qué opina la suya?

La verdad es que piensa que soy un poco ludópata, pero para mí es un deporte. Seguro que si llego a casa con el millón de dólares, le hago cambiar de opinión.

¿Para ser un buen jugador hay que entrenarse mucho?

Requiere mucha atención y cada cuál busca la mejor manera de concentrarse: yoga, música, etc. En lo torneos puedes jugar hasta diez horas seguidas, eso genera desgaste mental y físico.

¿Y lo de trabajar en un banco sirve de algo en el póker? Lo digo porque los bancos siempre ganan...

Un poco sí, porque los comerciales de banca intentamos vender un producto y en el póker tienes que vender tus cartas.

¿El póker es suerte?

La suerte influye, pero no es ni mucho menos lo más importante, porque el jugador controla las probabilidades. Tiene que saber cuándo apostar y cuándo retirarse. Una de las cosas más difíciles es aprender a tirar las cartas en una mano.

¿Y la psicología influye?

Es fundamental porque este deporte consiste en intuir siempre la jugada que hará el rival. Para ganar tienes que saber jugar con las cartas del contrincante.

¿Cuáles son las tres cualidades de un buen jugador?

Paciencia, observación y agresividad.

BIO Albert Fontanillas es de Barcelona y tiene 29 años. Fue el único representante español en el Million Dollar Game de Beatfair, en Londres

Mostrar comentarios

Códigos Descuento