Catar
Representantes de Catar celebran que será sede del Mundial de 2022. EFE / ARCHIVO

La FIFA ha señalado que no va a comentar nada al respecto de la revelación del The Daily Telegraph, que en su edición de este martes indica que un exdirectivo del organismo recibió una importante suma de dinero para apoyar la candidatura de Catar para el Mundial de fútbol de 2022, la misma que el presidente Joseph Blatter calificó de "error". Según el periódico británico, Jack Warner, exvicepresidente de la FIFA, habría recibido 1,2 millones de dólares (unos 1,4 millones de euros) de una compañía controlada por un antiguo funcionario de fútbol de Catar, Mohamed Bin Hamman, mientras que otros pagos se hicieron a sus hijos.La FIFA no tiene ningún comentario que hacer sobre la historia de hoy 

Al parecer, el FBI estadounidense está investigando a Warner, residente en Trinidad y Tobago, y sus presuntos vínculos con la candidatura de Catar, añade el rotativo. La concesión de la sede del Mundial a Catar es considerado uno de los casos más controvertidos de la historia deportiva. "La FIFA no tiene ningún comentario que hacer sobre la historia de hoy en el Telegraph", indica en un breve comunicado emitido a través de su cuenta oficial en una red social. En el mismo precisa que "cualquier evidencia de potencial infracción puede será remitida al Comité de Ética de la FIFA para una mayor investigación".

Siempre según el diario The Daily Telegraph, una compañía de propiedad de Mohamed Bin Hammam, miembro ejecutivo de la FIFA de Catar, habría pagado 1,2 millones de dólares a Warner en 2011. Una nota de una de las compañías de Warner, Jamad, a otra de Bin Hammam, Kemco, requiere el pago de 1,2 millones de dólares por un trabajo realizado entre 2005 y 2010, añade el matutino.

Ese documento tiene fecha del 15 de diciembre de 2010, dos semanas después de que Catar obtuviera el derecho de albergar el torneo de fútbol, y especifica que el dinero es "pagable a Jack Warner". Al parecer, las investigaciones están centradas en las cuentas bancarias de Warner en EEUU y las islas Cayman. Warner fue vicepresidente de la FIFA durante varios años y dimitió en 2011.