Montezemolo
El presidente de Ferrari, Montezemolo, durante la presentación del F138. EFE

El presidente de la escudería Ferrari, Luca di Cordero Montezemolo, resaltó este viernes que el Gran Premio de Australia, primera prueba del calendario del Mundial de Fórmula 1, "es el más importante" de la temporada y espera optimista que en este año acaben con "las desilusiones" del pasado.

Hemos tratado de trabajar mejor, de ser más eficaces"El primer Gran Premio es el más importante de la temporada porque se entiende en qué punto se está. Tengo mucha confianza, pero ha llegado el momento de evitar las desilusiones del último día", señaló Montezemolo en declaraciones recogidas por gazzetta.it.

Para el italiano, "la presentación de los monoplazas es siempre un momento de emoción y esperanza, pero detrás de este hay un extraordinario trabajo de muchas personas". "Hoy, había una gran niebla, como en el 97, cuando presentamos el túnel del viento. Fue el año del resurgir", confesó. Montezemolo recordó que desde ese año, salvo en dos ocasiones, han "ganado o perdido" el título en el último Gran Premio y que el pasado fueron "protagonistas" y fueron "felices" por ello, pero que también quieren "ganar", pese a que saben que pelean contra "rivales muy fuertes".

Elogios para Alonso

El directivo indicó que en la actualidad le deben a "Enzo Ferrari y Agnelli" que el 'Cavallino Rampante' esté presente a nivel mundial y que la escudería es "una excelencia" de Italia, cuya bandera irá en el nuevo monoplaza.

Además, el presidente de Ferrari reiteró sus elogios hacia Fernando Alonso. "Hizo un 2012 extraordinario, supliendo en ciertos momentos la no excelencia de nuestro coche", confesó, reiterando que no ve "posible" una dupla del asturiano y Sebastian Vettel en el futuro.

Por su parte, el director deportivo Stefano Domenicali recalcó que el 2012 fue "intenso", pero que ya han olvidado "el sabor amargo" y que miran "hacia delante". "El objetivo es dar inmediatamente a nuestros pilotos un coche competitivo porque en los últimos años hemos sufrido durante el invierno. Por eso hemos tratado de trabajar mejor, de ser más eficaces", advirtió.