Federer
Federer devuelve una bola durante el encuentro. Efe

En una nueva exhibición de superioridad, el suizo Roger Federer, número uno del mundo, venció por 6-1, 7-5 y 6-4 al ruso Nikolay Davydenko para conseguir su pase a la final masculina del Abierto de Estados Unidos.

Federer, que disputará la sexta final de Grand Slam consecutiva, y tercera en el Abierto, tendrá como rival al estadounidense Andy Roddick, noveno cabeza de serie, que se deshizo del ruso Mikhail Youzhny por 6-7 (5-7), 6-0, 7-6 (7-3) y 6-3.

El sexto triunfo consecutivo de Federer en el Abierto no tuvo más historia que confirmar la superioridad completa sobre un rival al que dominó de principio a fin, para dejarlo con ocho derrotas en los enfrentamientos que ambos han tenido.

El suizo, que disputará la cuarta final de Grand Slam este año, con triunfos en el Abierto de Australia y Wimbledon, perdió Roland Garros ante el español Rafael Nadal, sólo necesitó una hora 43 minutos para eliminar a Davydenko, que había alcanzado la segunda semifinal de uno de los cuatro grandes como profesional.

El primer set duró 22 minutos

Después de haberse exhibido por completo en el primer set, que duró sólo 22 minutos, en el segundo mantuvieron el saque hasta que, en el undécimo juego, el número uno del mundo no quiso que Davydenko le hiciese trabajar demasiado y acabó por la vía rápida tras romperle el servicio.

El partido estaba ya tenía un ganador, faltaba simplemente que Davydenko, de 25 años, séptimo cabeza de serie no quisiese irse sin dejar al menos la imagen de luchador y, en el décimo juego del tercer set, salvó tres pelotas de partido, pero en la cuarta Federer no perdonó con un "ace" monumental, el cuarto del partido.

"Estoy muy contento de haber llegado de nuevo a la final del Abierto y no me preocupa cuál va a ser rival, simplemente quiero jugar mi mejor tenis para conseguir el triunfo que aun me falta", comentó Federer.