El entrenador del Manchester City, el español Pep Guardiola, ha sido expedientado por la Federación Inglesa de Fútbol (FA) por violar la reglamentación y exhibir un mensaje político, al lucir el lazo amarillo en apoyo de los independentistas catalanes en prisión, según informa dicho organismo en su web oficial.

"Pep Guardiola ha sido acusado por llevar un mensaje político, específicamente un lazo amarillo, violando las leyes de la Federación Inglesa y la regulación publicitaria", indica la breve nota en el sitio de la FA.

El ex entrenador del FC Barcelona, que tiene de plazo hasta el próximo 5 de marzo por la tarde (18:00 horas) para presentar alegaciones, ha lucido el lazo amarillo en las ruedas de prensa y encuentros del Manchester City tanto en la Premier League como en la Liga de Campeones.

A mediados de diciembre pasado, el técnico de Sampedor defendió su derecho a portar este lazo amarillo. "Si la UEFA, la FIFA o la Premier me quieren sancionar por llevar el lazo amarillo, adelante. Pero ellos, especialmente los Jordis, están en la cárcel. Sólo pedía votar, no lo olvidéis. Lo llevo especialmente por dos personas que defendieron algo como votar. Para estar en prisión hay que hacer algo grave y ellos han estado más de 60 días en la cárcel", dijo.