Cannavaro
La desacertada expulsión de Cannavaro pudo cambiar el rumbo del partido. (Efe) Efe

El Real Madrid consiguió una trabajada victoria ante un Espanyol que contaba nueve encuentros sin conocer la derrota, pero que pagó la falta de acierto de Iván de la Peña, muy desafortunado en todos sus pases.

El partido comenzó con mucho ritmo, con ambos equipos intentando alcanzar la portería contraría lo más rápido posible, pero con muchas imprecisiones en los pases provocadas por las prisas. Guti buscaba a Robinho o a un desacertado Reyes con demasiada celeridad, mientras que de la Peña se obcecaba, sin éxito, en meter el pase entre los dos centrales madridistas.

Un disparo a puerta en la primera mitad

La intensidad en el juego no se traducía en oportunidades para ninguno de los dos conjuntos. De hecho, el primer disparo entre los tres palos del partido llegó en los últimos minutos de la primera mitad, pero el disparo de Robinho llegó flojo y manso a las manos de Kameni.

Poco antes, el aviso llegó de las botas de van Nistelrooy, quien aprovechó un fallo de Torrejón para ganarle la espalda y plantarse delante del meta camerunés, pero el central se revolvió rápido y despejó a córner cuando el holandés, que estuvo leto, ya se relamía delante de la meta perica.

Mientras, los de Valverde lo intentaban con más corazón que cabeza pero sus mejores opciones llegaron a balón parado, sobre todo con una falta directa, lanzada por Luis García, que se marchó junto al palo izquierdo de la portería de Casillas.

Todo cambió tras el descanso

La segunda parte comenzó movidita. En dos minutos, Kameni despejó un centro de Reyes al que llegaba van Nistelrooy y, acto seguido, Cannavaro veía la primera amarilla por cortar en falta una peligrosa internada de Tamudo.

Un minuto más tarde, el holandés recogía, en semifallo, un centro de Guti, se daba la vuelta dentro del área y cruzaba un disparo seco ante el que nada pudo hacer Kameni para subir el 0-1 al electrónico. El noveno gol de Ruud en la presente Liga.

El gol dio alas a los hombres de Capello, y el arquero espanyolista tuvo que responder con una gran intervención a un buen disparo de Guti desde la frontal del área.

Cannavaro celebró su premio con una expulsión

Pero Cannavaro, que estrenaba su FIFA World Player, acabó expulsado en un error clamoroso del asistente que entendió que había cortado con la mano un pase de Luis García a Tamudo. Corría el minuto 53 y el Madrid se quedaba con diez hombres.

Capello sacó del terreno a Robinho, de los mejores del Madrid hasta el momento, y reconstruyó su defensa dando entrada a Mejía. La consigna era clara: defender, trabajar y buscar la contra. Con la entrada de Diarra por Reyes dejaba entrever lo que sería el resto del partido.

Valverde movió ficha y dio entrada a Pandiani, pero el 'rifle' andaba con la polvora mojada y no supo aprovechar el par de ocasiones de que dispuso.

Capello quiso apuntalar más la defensa con la presencia de Raúl Bravo, sustituto de Van Nistelrooy, y los cinco últimos minutos fueron un asedio constante por parte de los espanyolistas, que dispusieron de su mejor ocasión en el último segundo del partido cuando Diarra tuvo que despejar bajo palos un balón que se colaba tras un saque de esquina.

FICHA TÉCNICA:

0 - Espanyol: Kameni; Zabaleta, Jarque, Torrejón, Chica, Rufete (Pandiani, min.56), Moisés, De la Peña, Moha (Coro, min.75), Luis García y Tamudo

1 - Real Madrid: Casillas; Michel Salgado, Cannavaro, Sergio Ramos, Roberto Carlos, Emerson, Guti, Robinho (Mejía, min.55) Raúl, Reyes (Diarra, min.70) y Van Nistelroy (Raúl Bravo, min.85).

Goles: 0-1, Van Nistelroy (min.50)

Árbitro: Pérez Lasa (Colegio vasco). Mostró cartulina amarilla a Moisés (min.14), Robinho (min.39), Roberto Carlos (min.73), Zabaleta (min.77) y Michel Salgado (min. 81) y expulsó por doble amonestación a Cannavaro (min.48 y 53).