Aunque hay cosas por pulir, como las pérdidas de balón, porque las guerreras concedieron demasiadas, o las exclusiones, demasiados minutos en inferioridad en la primera parte, la selección española de balonmano estrenó su casillero de victorias al derrotar a Polonia (26-20) en la segunda jornada del grupo B del Mundial de Serbia. Un paso adelante para asegurarse la segunda plaza del grupo C, donde Noruega es mucha Noruega, aunque España le exigió al máximo este sábado en su debut.

La aparición de la mejor Macarena Aguilar en el ataque hilvanó contundente parcial de 8-1 decisivo para España

Las guerreras, tras una primera parte igualada, de marcadores constantemente empatados y rentas mínimas, se rompió mediada la segunda parte, según se estrenó Eli Pinedo como goleadora. La vasca firmaba el 17-15 y daba paso a los mejores minutos de España, muy bien en defensa y pícara al contragolpe, porque las polacas sumaron cinco de sus siete pérdidas en la segunda parte. Aunque la mejoría estatal no llegó tanto por la aparición de Pinedo, que fue una consecuencia necesaria, sino por el paso adelante de Macarena Aguilar.

Dos goles de penetración de la central manchega del Randers HK y dos asistencias perfectas a la pivote Begoña Fernández pusieron el punto de partida a la remontada del conjunto español, que no sólo logró enjugar una desventaja de dos goles (11-13 en el arranque del segundo tiempo), sino que prácticamente sentenció la victoria (20-15) con un contundente parcial de 8-1 en los siguientes diez minutos.  Un tiempo en el que España no sólo ofreció lo mejor de su repertorio en ataque, sino en defensa, donde las guerreras lograron maniatar a Polonia, sin necesidad de caer en constantes exclusiones.

Marta Mangué alcanzó los 899 tantos con la selección y se convirtió en la máxima goleadora histórica de las guerreras

Cabral, Eli Chavez, Pinedo o Marta Mangué fueron alimentando la brecha española mientras Silvia Navarro, muy segura durante todo el partido, seguía engordando sus números: hasta doce paradas (sobre 32 lanzamientos) firmó la valenciana, incluyendo dos penaltis. Números que destacan la calidad de una de las mejores guardametas del mundo.

Las chicas dirigidas por Jorge Dueñas se enfrentan este martes, en la tercera jornada de la fase de grupos en el B, a Argentina. Gracias a sus dos goles de este lunes, la grancanaria Marta Mangué se convirtió en la máxima goleadora histórica de la selección española, con 899 tantos. Mangué, que el pasado sábado igualó en la primera plaza de la clasificación de máximas realizadoras a Cristina Gómez con 897 goles, tuvo que esperar diecisiete minutos para superar el registro de la pivote, que seguirá ostentando el récord de internacionalidades -277- con la selección femenina. Un registro que también amenaza Marta Mangué, de 30 años, que disputó ante Polonia su partido número 245 con el equipo español, con el que debutó el 27 de octubre del año 2000 con tan sólo 17 años.

Ficha técnica

26 - España: Navarro; Marta López (3), Mangué (2), Aguilar (4), Barbosa (8, 3p), Eli Pinedo (2) y Begoña Fernández (5) -equipo inicial- Cristina González (ps), Beatriz Fernández (-), Benzal (-), Alonso (-), Chávez (1), Pena (1), Lara González (-), Elorza (-) y Egozkue (-).

20 - Polonia: Wysokinska; Koniuszaniec (1), Byzdra (4, 1p), Niedzwiedz (4), Stachowska (1), Kudlacz (4, 2p) y Grzyb (1) -equipo inicial- Gapska (ps), Siodmiak (1), Wojtas (3, 1p), Semeniuk-Olchawa (-), Szwed-Orneborg (-), Migala (-), Stasiak (-), Jochymek (-) y Kulwinska (1).

Marcador cada cinco minutos: 2-1, 3-3, 6-4, 7-7, 9-9 y 11-11 (Descanso) 12-14, 16-15, 18-15, 21-16, 22-18 y 26-20 (Final).

Árbitros: Al Suwailam y Al Mutawa (KUW). Excluyeron por dos minutos a Mangué, Barbosa, Marta López, Chávez y Eli Pinedo por España; y a Niedzwiedz, Byzdra (2) y Wojtas por Polonia.

Incidencias: encuentro correspondiente a la segunda jornada del grupo C del Campeonato del Mundo de Serbia 2013 disputado en el Kristalna Dvorana, de Zrenjanin, ante unos 1.000 espectadores.