Existe un tópico futbolístico que afirma que el primer partido de cualquier torneo de selecciones, ya sea Mundial o Eurocopa, es el más importante, el que marcará el futuro del equipo. En su debut en la Copa Confederaciones, España le hizo una manita a la débil Nueva Zelanda, con Fernando Torres en plan estelar, ya que el delantero del Liverpool anotó un hat-trick (tres goles).

David Villa no faltó a su cita con el gol y ya lleva 29 con España

 

Si nos guiamos por el tópico, España llegará lejos en esta competición, aunque sea un campeonato menor y el rival no fuera de entidad.

Vicente Del Bosque introdujo varios cambios en su alineación titular, casi todos obligados por las lesiones: Riera por el tocado Silva, y Xabi Alonso y Cesc por los ausentes Marcos Senna e Iniesta, respectivamente. La única modificación técnica fue la entrada de Albiol, en el centro de la defensa, por Marchena.

Fernando Torres decidió el encuentro en 17 minutos. Primero clavó casi en las escuadra un disparo desde fuera del área; después, empujó a la red un pase de la muerte de Villa; y, a continuación, marcó de cabeza. Antes del descanso, Cesc aprovechó una triangulación entre Riera y Capdevila.

Villa llega a los 29

En la reanudación, España redujo el ritmo y se dejó llevar. Villa, fiel a su cita con el gol –ayer se convirtió en el segundo máximo goleador de España con 29 tantos, junto a Hierro–, marcó el quinto y definitivo.
España juega este miércoles contra Irak.

- Ficha técnica:

0 - Nueva Zelanda:
Moss; Mulligan, Vicelich, Boyens, Lochhead; Bertos, Tim Brown, Brockie (Christie, m.17), Elliot; Smeltz (James, m.77) y Killen (Bright, m.83).

5 - España:
Iker Casillas; Sergio Ramos (Arbeloa, m.53), Puyol, Albiol, Capdevila; Xabi Alonso, Xavi (Cazorla, m.53), Cesc, Riera; Fernando Torres (Silva, m.69) y Villa.

Goles: 0-1, m.6: Fernando Torres. 0-2, m.14: Fernando Torres. 0-3, m.17: Fernando Torres. 0-4, m.24: Cesc. 0-5, m.48: Villa.

Árbitro:
Coffi Codjia (Benin). No mostró tarjetas.

Incidencias: encuentro de la primera jornada de la Copa Confederaciones correspondiente al Grupo A disputado en el Real Bafokeng Stadium ante unos 10.000 espectadores. EFE