El cancerbero del Real Madrid Diego López ha asegurado que su equipo afronta con cautela su visita al Galatasaray en el partido de vuelta de los cuartos de final de la Liga de Campeones, en el que confían en sus posibilidades debido al amplio resultado obtenido en la ida (3-0) en el Santiago Bernabéu, aunque lucense espera que sea un encuentro "complicado" porque los de Fatih Terim tienen "mucha experiencia" en jugar finales.

"Tenemos un resultado muy bueno, pero la eliminatoria no está definida y estaremos alerta. La clave es mantener nuestra serenidad defensiva, salir a buscarlos y hacer un gol, que dejaría el pase prácticamente cerrado. La eliminatoria no está definida porque sabemos cómo es el fútbol y vamos a un campo difícil de un equipo que, aunque no mostró su mejor cara, es mejor de lo que demostró en la ida y tendremos que estar muy alerta", indicó el portero blanco.

Tenemos que ir a Estambul a hacer un golEl gran resultado conseguido por los de Mourinho en el Santiago Bernabéu deja la eliminatoria muy favorable para el Real Madrid. "Está claro que un 3-0 es un resultado muy bueno para nosotros, pero creo que la clave va a estar en marcar un gol allí y entonces dejaríamos prácticamente definido el pase. Tenemos que mantener  la seguridad e ir a por ellos. No hay que pensar en el 3-0, ya que está claro que es una eliminatoria, pero veo clave hacer gol e ir a buscarlos", dijo.

"Hay que intentar acercarse lo más posible al partido de ida. Ellos son un equipo que contragolpea muy bien, tienen jugadores arriba muy rápidos que buscan mucho la profundidad. Espero un partido difícil por el ambiente, porque es un buen equipo y se lo va a dejar todo por intentar dejarnos fuera. Un gol dejaría ya la eliminatoria muy bien porque nos tendrían que hacer cinco y estaría muy cuesta arriba para ellos. Nuestra mentalidad tiene que ser ir allí a hacer gol y no refugiarnos en el 3-0 porque sería un error", explicó Diego López.

Un sueño para Diego

El portero del Real Madrid no oculta la ilusión por jugar esta Champions. "Es un sueño poder llegar a la final y en el partido de ida dimos un paso importante para pasar a semifinales, pero todavía queda mucho. Es una competición muy complicada y sabemos que en este club se nos da bien la Champions, pero para todos es un gran sueño y esperemos poder estar allí peleando por la competición", comentó.

"Aunque aquí la gente es muy joven, tiene mucha experiencia. Son todos internacionales, han jugado finales en campeonatos mundiales con sus selecciones y con otros equipos. Creo que la edad en este sentido no influye. Influye el equipo, la intención que tenemos que mostrar allí e intentar parar el ambiente que va a haber a su favor y todo ese tipo de cosas", añadió.

Ojalá esté el Málaga en semifinales por ser un equipo español

Además, el portero blanco elogió el juego de Cristiano Ronaldo. "Lo he sufrido mucho como rival en mi etapa en el Villarreal y ahora lo disfruto cada día entrenando y en los partidos. Es un jugador que marca mucho las diferencias, destacaría que siempre está en los momentos importantes que es donde los grandes jugadores como él tienen que aparecer. Estamos viendo que en todos los partidos trascendentales mete goles, está ahí, y eso para el equipo es muy importante", dijo.

Sobre las eliminatorias de la Liga de Campeones de los equipos españoles, también habló, sobre todo, del PSG-Barcelona. "Va a ser un partido difícil para los dos. El Barcelona llega con un resultado que le da un poco de ventaja, pero creo que es una de las eliminatorias más reñidas".

Acerca del partido entre el Málaga y el Borussia, sabe de lo que habla. "El Borussia es un gran equipo, como demostró contra nosotros en la primera fase, pero el Málaga es un equipo difícil y un empate con goles le favorece. Ojalá esté el Málaga en semifinales por ser un equipo español", finalizó.