La despedida íntima de Andrés Iniesta: descalzo en un Camp Nou vacío

Andrés Iniesta, tras su último partido en el Camp Nou.
Andrés Iniesta, tras su último partido en el Camp Nou.
EFE

Andrés Iniesta se dio un baño de masas en su despedida del Camp Nou, donde este domingo jugó por última vez como futbolista del FC Barcelona. El capitán azulgrana vivió un cúmulo de sensaciones, pero no todas ellas fueron televisadas ni estuvieron presididas por el ruido y la muchedumbre.

Al contrario, Iniesta quiso tener una despedida íntima con el césped del estadio del Barça, sobre el que tantas veces bailó para deleite de la grada y tortura de sus rivales. Tras el homenaje, atendió a los periodistas en la zona mixta y regresó al campo en chanclas, con la única compañía del teléfono móvil. Iniesta se descalzó para sentarse en la hierba en mitad de la inmensa soledad del estadio y disfrutar de unas sensaciones que solo él conoce. Algunos periodistas se dieron cuenta y capturaron el momento con sus cámaras.

Posteriormente, Iniesta subió este vídeo a sus perfiles sociales:

En su discurso ante la afición, minutos antes, Iniesta se había mostrado muy emocionado: “Es un día complicado. Han sido 22 años maravillosos. Ha sido un orgullo y un placer defender este escudo, para mí el mejor del mundo. Gracias a todos mis compañeros, os voy a echar muchísimo de menos, y a la afición, por todo el cariño y respeto que me habéis hecho llegar desde que llegué, de niño. Me voy con 34 años como hombre. Habéis estado un mes pidiendo que no me fuera y os llevaré en mi corazón para siempre. Visca el Barça, visca Cataluña y visca Fuentealbilla”.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento