Cristiano Ronaldo.
Cristiano Ronaldo. EFE

Cristiano Ronaldo está a punto de finalizar su primera temporada con la Juventus y admite haberse adaptado a la perfección. El portugués ha hablado con 'ICON', de El País, y ha señalado que desde el principio se sintió muy cómodo.

"Lo primero que hago es ser yo, no ser más. Mi ética de trabajo es siempre la misma", señala el portugués sobre cómo afronta llegar en un nuevo club, aunque se considera el jefe.

"Si un dueño de una empresa llega y empieza a rajar de todo el mundo, la gente no le verá como un líder. Dirá: “Este es mi jefe, pero no me trata bien”. Debes ser humilde, aprender que no lo sabes todo. Si eres listo, captas cositas que te hacen mejorar como atleta", reflexiona el portugués. "En la Juve me adapté perfectamente. Vieron que no soy un vendehumos. Es Cristiano y es lo que es porque se cuida. Una cosa es hablar y otra, hacer. ¿Por qué gané cinco Balones de Oro y cinco Champions?", destaca.

Cristiano está acostumbrado a vivir con mucho dinero desde muy joven, lo que ha ido de la mano de un altísimo rendimiento cada temporada. "sentí presión desde muy joven. Cuando vine para Madrid fui el jugador más caro de la historia. En Manchester, después de ganar mi primer Balón de Oro a los 23 años, la gente ya pensaba: “Mira, este tiene que estar a tope”. En los últimos 10-12 años, siempre he tenido esa presión adicional”, admite el portugués.

Sobre las diferencias entre Juventus y Real Madrid, Cristiano asegura que son vestuarios similares donde "se habla de cosas normales de fútbol" y no se cierra la puerta a ser entrenador. "No lo descarto", deja en el aire.